Galerías

Resultados 26 - 50 de 1334

<< Inicio < Prev 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 Próximo > Fin >>

Autor:Diego Goldberg
El 17 de junio, cada año, la familia pasa por un ritual privado: nos fotografiamos para detener, por un momento evanescente, la flecha del tiempo que por allí pasa. La Flecha del Tiempo en ABC News. Puedes ver el video haciendo click aquí. xxxxx Diego Goldberg vive y trabaja en Buenos Aires, Argentina y puede ser localizado en: diegold@fibertel.com.ar · Homenaje a La Flecha del Tiempo. Puedes haciendo click aquí. · La Flecha del Tiempo en ABC News. Puedes ver el video haciendo click aquí. · Y este ensayo el cual es una variación de este ritual de fotografía de familia. Visita: http://rajnair.com/time/
Miércoles, 20 Junio 2012
Autor:Adorno, Eunice
Miércoles, 13 Junio 2012 | Leer más
Autor:Ehekatl Hdz
Lamentamos sensiblemente el reciente fallecimiento del mestro Héctor García, pilar e indiscutible baluarte de la fotografía mexicana, que con su cámara y la agudeza de su mirada capturó la vida social, cultural y política de México por más de medio siglo. Héctor García, quien fuera en sus inicios discípulo de dos grandes de la lente: Manuel Álvarez Bravo y Gabriel Figueroa, fue un hombre sonriente, vital, buen conversador, curioso, enamorado de la vida y que buscó siempre la manera de convertir los actos cotidianos en circunstancias extraordinarias, y desde luego capturar esos momentos a través de la cámara. Este fotógrafo, cuyo mayor deseo era un “rollo fotográfico que no se acabara nunca”, deja como legado haber contribuido con su trabajo a la formación de varias generaciones de fotográfos mexicanos, así como un extenso archivo de más de un millón de negativos que dan cuenta de la historia reciente del México en los últimos años. Héctor García realizó más de 65 exposiciones individuales en México y el extranjero e ilustró numerosos libros, entre ellos: Mexique, París 1964; Nueva Grandeza Mexicana, México 1967; así como Los Indios de México, México 1970, de Fernando Benítez. El fotógrafo también fue docente en el Centro Universitario de Estudios Cinematográficos (CUEC), de la UNAM. Fue reconocido tres veces con el Premio Nacional de Periodismo (1958, 1969, 1979) y con el Premio Nacional de Artes y Ciencias (2002), en el ámbito de las Bellas Artes. Descanse en paz el “fotógrafo de toda la vida”. Héctor García en Zonezero
Lunes, 04 Junio 2012
Autor:ZoneZero
Zonezero y la Fundación Pedro Meyer se unen a la pena por la pérdida del renombrado escritor mexicano Carlos Fuentes. Esta foto fue tomada por Pedro Meyer en 1973 durante una visita que realizó el escritor a su casa, tras la publicación de "La noche de Tlatelolco" de Elena Poniatowska. El libro contenía varias de las imágenes que Pedro realizó durante el movimiento estudiantil de 1968. Durante la visita, Carlos Fuentes insistió en conocer el cuarto oscuro de Pedro Meyer.   Que descanse en paz.
Miércoles, 16 Mayo 2012
Autor:Nadia Villafuerte
    Sería relativamente sencillo referirse a La casita de turrón recurriendo a la común idea del viaje emocional que significa toda inmersión en el pasado familiar aunque, por otra parte, es la presencia sutil de las ideas comunes las que logran que el trabajo de un autor posea frescura a la hora de abordar el tema de la vuelta a casa, del recuento de aquellos miembros de un clan que extrañan el mismo sitio imaginario.   Lo que se ve en primera instancia como una propuesta llena de melancolía, sensibilidad y excentricidad -la puesta en escena de dos chicos en esa edad límbica en la que ya no son niños pero tampoco adolescentes; los momentos cotidianos en donde parece mezclarse la angustia vital y el desconcierto de ambos frente a lo que simboliza crecer-, tiene su origen en una lectura -quiérase o no freudiana- del autor: remitiéndose al cuento de hadas, acaso la primera fuente en la que todo niño aprende a leer sus emociones, Roberto Tondopó encontró la mejor manera de explicar ese tránsito en los sujetos retratados: el de la niñez a la pubertad, la pubertad a la adolescencia, la adolescencia a la madurez.   La casita de turrón, original de los hermanos Grimm, le sirve al fotógrafo para recrear el espacio y la búsqueda de identidad de esos dos chicos que le importan no sólo porque sus respectivas edades le recuerdan una época personal extraviada pero deseosa de recuperarse, sino y sobre todo porque son sus sobrinos. Serán ellos quienes tendrán que emprender un viaje de regreso a casa que los llevará a enfrentar las adversidades, colaborar entre sí para salvarse, entender sus impulsos incontrolables por destruir aquello que les da cobijo.   En estas fotos el pasado espía por sobre el hombro del presente, y al revés. Por eso la infancia y la adolescencia de Andrea y Ángel, período al cual han ingresado con notorios cambios corporales, se convierte en un puente autobiográfico: ese flashback lleva al fotógrafo a indagar quién fue, cómo era la escenografía que lo rodeaba en aquel entonces, cuál el soundtrack que quizá escuchó mientras crecía aturdido y nostálgico, caótico y en estado de perplejidad.   Así como el amor sólo existe cuando ya ocurrió y no en el ahora, como uno supone, el reconocimiento de nuestro rostro lleno de huecos sólo puede entenderse en retrospectiva. Eso explica por qué algunas de las fotografías de esta serie están rodeadas de objetos que sugieren haber permanecido intactos sin ser precisamente los mismos: la piñata es otra pero semejante al rompimiento de la infancia. La atmósfera, el rito de la fiesta, el recuerdo y el eco de su primera intensidad, esa gama cromática, hacen que los objetos emerjan del fondo de la memoria a la superficie, para mantenerse suspendidos en el tiempo.   La coincidencia de las edades de los sobrinos, con aquellas que muestran al autor y sus hermanos en las fotografías de su álbum familiar, explica también por qué hay “algo” del propio fotógrafo latiendo en los personajes que explora. Roberto Tondopó ve los muchos rostros que han edificado el suyo, mediante el árbol genealógico de las facciones, a través de las historias familiares que se mantienen vivas en cada reacción gestual y circunstancia del presente. Por eso algunas de las fotografías parecen tomadas de antaño, hay una confección casera, vintage, que recupera la práctica de la fotografía espontánea, momentos Kodak que se permiten crear la ficción en el álbum familiar.   De hecho, puede decirse que en los últimos años, ha cobrado un inusitado interés el cariz retro: se ha puesto de moda el pasado, como una forma de admitir que lo nuevo siempre será lo antiguo. La casita de turrón, aunque responde a este tipo de búsqueda, posee otros elementos, algunos de ellos perturbadores, al colocar la luz sobre la densidad enclaustrada del entorno doméstico y sus significados ocultos, al poner énfasis en las emociones y sensaciones que se creían perdidas pero laten como vestigios silenciosos en el presente.   El microcosmos que retrata no es sólo un recuento nostálgico, no se explica sólo en función de su deseo por reinventar los clichés del ayer: varias escenas desprovistas del ancla pasado-presente, poseen la fuerza de los actos narrativos abiertos, en donde la imagen insinúa que una historia está por suceder o ya ha acontecido.  Y es en este plano cuando los protagonistas de la serie -Andrea y Ángel- potencian la cualidad de ficción que hay en las fotos: frágiles, perturbados y temperamentales, despliegan su estupor de manera dramática y divertida, juegan a algo oscuro y pertinaz, hacen resaltar la belleza de su edad mediante la indolencia con la que se mueven, embriagan el ambiente de caos, irradian salud y maldad, son leves como el aire y surrealistas como un sueño y expresan, en fin, la arrolladora energía de su cuerpo pero también el desequilibrio que supone estar en esa edad donde no está definido nada. A ellos les toca descubrir lo extraordinario en lo ordinario, el matiz siniestro y las verdades ocultas que, ya sabemos, hay en los lazos familiares.   Documento de la estética y de la herencia, de la memoria y de la ficción, La casita de turrón despliega imágenes de fuerza narrativa donde se advierte el gusto del fotógrafo por los detalles sutiles, por lo intencionado y lo fortuito, por la sucesión constante de situaciones que van de la extravagancia a la melancolía, la comicidad y el desconcierto: formas de ver, en tono agridulce, ese inevitable camino hacia la madurez que conlleva abandonar para siempre a Hansel y Gretel negándose a crecer, a punto de abandonar la casa para descubrir por sí mismos que hay un instante en la vida en donde ya no hay retorno, aunque precisamente ése sea el instante que hay que alcanzar, como decía Kafka, porque de otro modo no hay pretextos para emprender el regreso.
Miércoles, 28 Marzo 2012
31. Humor
Autor:ZoneZero
Galería Revista Mirrey por Gustavo Prado Pesadilla estética: Luis Miguel como ícono. Un mundo donde sus valores, imagen, impostación, lenguaje, entonación y actitudes se multiplican como patrón de clonación. Donde lo exclusivo es exclusión, y la clase social es terreno de cualquier arribista con los arrestos y la velocidad suficiente para treparse en la utilización de identificadores, signos y emblemas....
Martes, 27 Marzo 2012
32. AYUDA
Autor:Elisa Rugo
1. ¿Qué es ZoneZero? ZoneZero es un sitio dedicado al uso, publicación y análisis de imágenes y a la amplio espectro de la fotografía. Fundado por Pedro Meyer en 1995, ZoneZero ha sido a la vez testigo y participante activo de la revolución digital en curso. ZoneZero apareció en línea por primera vez cuando la Internet se hizo accessible al público, convirtiéndose en el sitio web de mayor antigüedad dedicado a la fotografía en el mundo y que sigue funcionando y creciendo. Reconocemos con orgullo que ZoneZero facilitó el camino para que se reconociera a la computadora como un medio válido para generar, ver y difundir fotografías. Su nombre se originó de una metáfora sobre la transformación que sufrió la fotografía de análoga a digital. El nombre hace referencia al Sistema de Zonas de Ansel Adams como punto de partida en la tradición análoga y a los unos y ceros que se han convertido en el DNA básico para todo lo digital. 2. ¿Cuál es el objetivo de este sitio? El objetivo de ZoneZero es ofrecer una plataforma para la fotografía inteligente. Es decir, fotografía que ofrece una vision sensata e informada acerca de lo que está sucediendo en nuestro mundo y que entiende la relevancia de la tecnología en el proceso creativo. También queremos brindar las herramientas necesarias para el diálogo y el intercambio de ideas con respecto a estos temas; por lo tanto ofrecemos un espacio fértil para una comunidad internacional interesada en ver, pensar, crear, compartir y discutir imágenes.   3. ¿Cómo puedo participar? La participación activa de nuestros visitantes y usuarios es la escencia fundamental de nuestro sitio. Los usuarios pueden participar de diferentes formas y a varios niveles de manera totalmente gratuita. a) Como visitante no registrado Puedes visitar sin restricción todas las secciones del sitio incluyendo Comunidad, con la posibildiad de poder dejar comentarios sólo en los artículos. b) Como suscriptor al Boletín de noticias Puedes registrar tu cuenta de correo para recibir el boletín con novedades de artículos, secciones, galerías, etc. publicado en Zonezero de manera periódica, así como eventos y ediciones epeciales dentro del sitio. c) Como usuario de Comunidad Registrarte en la sección de Comunidad, podrás tener acceso a todos los servicios de esta sección: Portafolios, Eventos y Anuncios clasificados (próximamente).) Así mismo, podrás crear un perfil de usuario con información personal, trabajo fotográfico y comentarios que quieras compartir con otros usuarios. Para más información a cerca de los beneficios y servicios de está sección consultar ¿Qué es Comunidad? d) Como expositor en la sección de Galerías Esta sección está destinada a la exhibición de trabajo fotográfico profesional, a través de una serie mínima de 12 imágenes, que incluso puede contemplar el uso de elementos multimedia. (Audio, video y/o animación). El diseño de cada galería es único y se trabaja en coordinación entre el equipo editorial y de desarrollo de Zonezero y el autor. Para participar en esta sección consultar el siguiente link.   4. ¿Cómo puedo suscribirme al Boletín de noticias? Desde la opción de Registro ubicada en el extremo superior derecho del sitio puedes registrar tu cuenta de e-mail para recibir el boletín con novedades de artículos, secciones, galerías, etc. publicado en ZoneZero de manera periódica. Así como eventos y ediciones epeciales dentro del sitio. 5. ¿Cómo puedo desuscribirme del Boletín de noticias? Si deseas eliminar tu suscripción, abre el ultimo boletín de noticas que hayas recibido y en la parte posterior del mensaje dar click en Cancelar Suscripción. 6. ¿Qué es la sección de Galerías? La sección de galerías presenta el trabajo de fotográfos profesionales, previa solicitud y aceptación del consejo editorial de ZoneZero. Esta sección cuenta con más de 350 exhibiciones online de autores de 45 países. Cada galería tiene una presentación y curaduría propia, para reforzar el mensaje fotográfico de cada autor. 7. ¿Cómo puedo participar con mi trabajo en la sección de Galerías? Toda la información y requisitos para publicar tu trabajo en la sección de Galerías se puede consultar en el siguiente link. 8. ¿Qué es un Portafolio? En la categoría de Portafolios dentro de la sección de Comunidad, podrás compartir series fotográficas terminadas o incluso que aún estén en proceso. De una manera muy sencilla puedes publicar tus fotografías y agruparlas en varios portafolios como series o álbumes, con una cuota máxima de 15 MB por usuario. 9. ¿Qué es la sección de Podcast? En la sección de podcast puedes encontrar videos de diversos temas, que comparten los propios realizadores. Si te suscribes a esta sección, a través de iTunes o cualquier sistema de RSS podrás visualizar y descargar de manera automática los nuevos clips que se vayan agregando periódicamente. 10. ¿Qué es la sección de Comunidad? La sección de Comunidad es una red social especializada y abierta a todo público. Y es una excelente manera de exhibir tu trabajo, publicar eventos, anuncios clasificados (próximamente) y participar en grupos especializados. Además en esta sección podrás mantener contacto con otros fotógrafos, realizadores y gente relacionada con el medio, para debatir, opinar y comentar el trabajo propio y ajeno, así como temas relacionados con el mundo de la fotografía. Te invitamos a registrarte gratuitamente y participar en nuestra comunidad fotográfica. Esta sección esta dividida en las siguientes categorías. -Portafolios -Eventos -Anuncios clasificados (próximamente)   CUENTA 11. ¿Cómo creo una cuenta? Dirígete a la sección de Comunidad y en la pestaña Ingresar del área de Bienvenida hacer click en Crear una cuenta [link] Al llenar los campos requeridos, se te enviará un enlace de activación a la dirección de e-mail que hayas proporcionado y deberás activar tu cuenta haciendo click en el enlace enviado antes de acceder a la sección de Comunidad. 12. ¿Cómo desactivo mi cuenta? Para desactivar una cuenta tienes que enviar un e-mail desde tu cuenta de correo registrada a webmaster@zonezero.com con el asunto: "Quiero dar de baja mi cuenta de Comunidad". Y en un lapso máximo de 24 horas, tu cuenta y toda la información que hayas publicado dentro de Comunidad será eliminada. Si quieres volver a participar dentro de Comunidad, tendrás que crear una nueva cuenta y realizar todo el proceso de registro nuevamente. 13. ¿Cómo puedo recuperar mi contraseña? Dirígete a la sección de Comunidad y en la pestaña Ingresar del área de Bienvenida hacer click en ¿Olvidaste tu contraseña?. 14. ¿Cómo creo y/o modifico mi perfil de usuario? Necesitas ingresar a tu cuenta y dirigirte a la opción Editar Perfil que aparece junto a tu nombre en el área superior izquierda de tu página de perfil. Puedes definir la información que quieres presentar (descripción, ubicación, intereses, email, teléfono, sitio web, etc) y el grado de privacidad para tu información. (Ver ¿Mi perfil puede ser privado?) Debajo de la imagen de perfil, tienes la opción para editar o publicar la imagen que quieres que aparezca como ícono de tu perfil.   15. ¿Mi Perfil puede ser privado? Si. Al momento de definir la información que quieres presentar en tu perfil, tienes la opción de definir el grado de privacidad para cada información que publiques. (Visible para todo público, No visible, Visible sólo para contactos, Visible sólo para usuarios registrados, etc.) 13. ¿Cómo funciona Mi Muro en mi perfil de usuario? En el área superior derecha de tu página de perfil, se encuentra el Muro donde puedes publicar tu estatus. Tus contactos podrán comentar tu publicación o escribirte mensajes. Nota: Unicamente podrás dejar mensajes en el muro de aquellos contactos que a su vez te hayan agregado como contacto. 14. ¿Cómo puedo enviar un mensaje privado a un usuario? Accesar a tu cuenta, y en el menú superior de usuario, hacer click en el icono de mensajes (sobre), una vez entrando al buzón de correo dar click en la Enviar un mensaje, ubicada en la columna del lado derecho. Posteriormente elegir el contacto al que será enviado el mensaje y definir título y texto. Este mensaje es privado y únicamente podrá ser leído por el contacto al que haya sido enviado. 15. ¿Puedo comentar sin estar registrado? No. Para poder dejar comentarios en el muro de un usuario y/o en las fotografías de un portafolio. Será necesario estar registrado para poder interactuar dentro de la Comunidad. CONTACTS 16. ¿Qué es un Contacto? Un Contacto son usuarios a quienes puedes seguir, en sus actividades, en su trabajo y con el cual además puedes interactuar en su Muro y/o con mensajes privados. 17. ¿Cómo agrego un Contacto? Para agregar un contacto ingresa en el perfil del usuario que quieras agregar y en el Menú de usuario que aparece del lado izquierdo, dar click en Agregar contacto. Se enviará una notificación via mail al contacto informándole que ha sido añadido. El contacto tendrá que añadirte a su vez como uno de sus contactos, de lo contrario no podrás enviarle mensajes privados. 18. ¿Cómo doy de baja un Contacto? Para dar de baja un contacto ingresa en el Perfil del usario del contacto que quieras eliminar y en el Menú de usuario del lado izquierdo, dar click en Eliminar Contacto. 19. ¿Qué es un Seguidor? Un seguidor es aquel usuario que sigue tu trabajo, sin que necesariamente lo hayas añadido cómo contacto tuyo. Un seguidor no podrá enviarte mensajes privados y en algunos casos (dependiendo del tipo de acceso que hayas definido para tu perfil), tampoco podrá dejar comentarios en tu Muro 20. ¿Como puedo dejar un comentario a un Contacto? Directamente en el Muro de su página de perfil, también puedes comentar y puntuar sus fotografías. O bien puedes enviar un mensaje privado a través de la opción de Mensaje de tu Menú de usuario (sobre). 
 Nota: El acceso a estas funciones depende de la configuración de privacidad que el Contacto haya dado a su perfi e información.     GRUPO 21. ¿Qué es un Grupo? Un Grupo es un conjunto de usuarios agrupados bajo un determinado tema, interés, discusión, etc. Cada grupo puede tener uno o más administradores y un perfil propio. 22. ¿Para qué sirven los Grupos? Por medio de un grupo puedes relacionarte con otros usuarios con intereses afines sobre un determinado tema o tópico. Puedes interactuar con los miembros del Grupo participando con fotografías y comentarios en los temas propuestos. 23. ¿Cómo creo un Grupo? En el Menú de usuario dirigirte a Herramientas > Grupos. En la categoría de Grupos dar click en la opción Crear nuevo grupo del submenú izquierdo. Desde esa pantalla podrás definir el nombre del grupo, el icono del perfil, descripción, etiquetas, website, etc. Así como definir si tu grupo será cerrado o abierto a todo público. También podrás habilitar las discusiones de Grupo y un portafolio para el colectivo.   24. ¿Cómo me integro a un Grupo? En el Menú de usuario dirgirte a Herramientas > Grupos., y elegir el Grupo de tu interés haciendo click sobre él. Una vez dentro del perfil del Grupo, dar click en la opción Entrar al Grupo ubicada en el submenú izquierdo. 25. ¿Cómo doy de baja un Grupo? Esta acción sólo puede ser realizada por el usuario que haya creado el Grupo. Para darlo de baja, una vez dentro del perfil del Grupo, dar click en la opción Editar Grupo y posteriormente dar click en la opción Borrar grupo que aparece en el lado superior derecho de la pantalla de edición del grupo. 26. ¿Cómo administro un Grupo? Como creador del Grupo puedes gestionarlo entrando directamente al perfil del Grupo desde Menú de usuario, Herramientas > Grupos. Dentro del perfil del Grupo, encontrarás un submenú del lado izquierdo que te permitirá editar el grupo, invitar usuarios, gestionar peticiones, abrir nuevos temas para discusión y/o crear un portafolio de fotografías para el Grupo. 27. ¿Qué es un Portafolio? Un Portafolio es una serie o álbum fotográfico que puedes publicar y compartir dentro de la sección de Comunidad. De una manera muy sencilla puedes publicar tus fotografías, comentarlas y agruparlas en uno o varios portafolios con una cuota máxima de 15 MB por usuario. 28. ¿Cómo creo mi primer Portafolio? Desde la página de tu perfil, dar click en la pestaña Crear nuevo portafolio ubicada en la caja de opciones de la parte superior. En la pantalla siguiente podrás definir el título, la descripción, las etiquetas y el tipo de acceso a tu portafolio, dar click en Guardar para continuar. Posteriormente podrás subir tus archivos fotográficos siguiendo 3 sencillos pasos. Elegir imágenes Cargar imágenes Definir descripción O bien utilizar la opción Basic uploader si no cuentas con Flash player (recomendable si accesas desde dispositivos móviles y tablets). 29. ¿Cuántos Portafolios puedo crear? Puedes crear los portafolios que quieras con las fotografías que quieras publicar, siempre y cuando no excedas la cuota máxima de 15 MB de espacio de tu cuenta. Si excedes la cuota, no podrás publicar más portafolios y/o imágenes, hasta que elimines algunas imágenes para no sobrepasar el limite. 30. ¿Cómo elimino un Portafolio? Desde la página de tu perfil ingresa al portafolio que quieres eliminar. Posteriromente en el submenú de lado izquierdo dar click en la opción Borrar portafolio y continuar. Se eliminará el portafolio y todas las imágenes contenidas en él. 31. ¿Puedo modificar la información de un Portafolio después de haberlo creado? Desde la página de tu perfil ingresa al portafolio que quieres modificar. Posteriormente en el submenú de lado izquierdo dar click en la opción Editar Portafolio y continuar. Podrás editar título, descripción y tipo de acceso. 32. ¿Cómo comparto mis portafolios con amigos fuera de la Comunidad zonezero.com? Simplemente tienes que copiar el url que aprece en tu navegador, al accesar a un Portafolio. Y posteriormente pegarlo en tu red social, blog, post, mail, etc. Nota: para que tu portafolio sea accesible a todo público debes indicarlo en la opción Acceso: público al momento de crear o modificar tu Portafolio. 33. ¿Cómo puedo añadir fotos a un Portafolio? Desde la página de tu perfil ingresa al Portafolio donde quieres publicar imágenes. Posteriormente en el submenú del lado izquierdo dar click en la opción Añadir fotosy continuar. Desde la pantalla siguiente podrás subir tus archivos fotográficos siguiendo los 3 pasos que se indican. Elegir imágenes Cargar imágenes Cargar descripción O bien utilizar la opción Basic uploader si no cuentas con Flash player (Recomendable si accesas desde dispositivos móviles y tablets). 34. ¿Cuántas fotos puedo añadir a un Portafolio? Puedes añadir las foto que quieras siempre y cuando no excedas la cuota de espacio de la cuenta, que es de 15 MB. 35. ¿Cómo puedo optimizar mis fotos para web? Para una buena administración de tu cuota, recomendamos crear portafolios de 10 a 12 imágenes con una resolución de 72 dpi, formato jpg, color RGB y que no exceda los 150 KB por imagen. Para optimizar tus imágenes puedes hacer uso de programas como Adobe photoshop, Graphic Converter, ó LIgth Room. 35. ¿Cómo elimino una foto dentro de un Portafolio? Desde la página de tu perfil elegir el Portafolio donde se encuentra la foto que quieres eliminar, posteriormente dar click sobre la foto y en la pantalla siguiente dar click sobre la opción Borrar imagen ubicada en el submenú del lado izquierdo. 36. ¿Cómo sustituyo una foto por otra dentro de un Portafolio? Para substituir una imagen tendrás que eliminarla primero (ver como eliminar foto) y posteriormente publicar la nueva foto dentro del mismo Portafolio con la opción Añadir fotos ubicada dentro del submenú izquierdo de tu Portafolio. 37. ¿Cómo puedo comentar una foto? Debajo de cada foto encontrarás un campo de texto para publicar comentarios a imágenes propias y de otros usuarios. 38. ¿Quién puede ver mis fotos? Por defecto usuarios registrados y no registrados pueden ver las imágenes de tus Portafolios, Si quieres personalizar el acceso a tus portafolios puedes determinarlo en la opción Acceso, al crear o editar tu Portafolio. 39. ¿Pierdo mis derechos de autor al compartir mis fotos en zonezero.com? No, los derechos son propiedad del autor. Zonezero no se hace responsable del origen, uso y/o distribución del material publicado. Recomendamos leer los términos y condiciones de uso de los servicios de Zonezero.   40. ¿Qué es un Evento? Un Evento son actividades (talleres, cursos, becas, conferencias y/o convocatorias) que puedes difundir dentro de la sección de Comunidad. Los miembros de la Comunidad pueden localizar geográficamente los eventos publicados más cercanos y además, si el evento es público, pueden registrarse como participantes, ponentes, o interesados. 41. ¿Cómo creo un Evento? Para crear un evento, dirigirte desde Menú de usuario a Herramientas > Eventos. Dentro de la categoría de Eventos dar click en la opción Agregar Evento. Posteriormente deberas llenar los datos necesarios para tu Evento y hacer click en Guardar para publicarlo. 42. ¿Cómo me registro a un Evento? Elegir desde el índice de eventos, en el Evento al que quieres registrarte y en la parte posterior de la información del Evento dar click en RSVP >, según el acceso generado por el creador del Evento podrás registrarte como: -Asistente -Interesado -Presentador -Exhibidor -Organizador 43. ¿Qué tipo de participantes pueden registrasre a un Evento? Según el acceso generado por el creador podrás registrarte como: -Asistente -Interesado -Presentador -Exhibidor -Organizador 44. ¿Puedo publicar un Evento con acceso privado? Sí. En el campo de Acceso que aparece al modificar o crear un Evento, puedes definir quien podrá visualizar y participar en tu Eventocon las siguientes opciones: -Privado -Público -Contactos -Usuarios registrados -Un grupo determinado 45. ¿Cómo modifico un Evento? Para poder modificar un evento tú debes ser el creador. Accesa al Evento dede el índice de eventos y en la parte posterior de la información de Evento, dar click en el link herramientas > Editar Eventos, puedes modificar cualquiera de los campos llenados al registrar tu Evento. 46. ¿Cómo comparto un Evento con mis contactos? Al momento de crear o modificar un Evento puedes definir que el acceso del evento sea únicamente para tus contactos. De esta manera el Evento aparecerá en las actividades recientes del contacto así como en su espacio particular de Eventos. 47. ¿Cómo elimino un Evento? Para poder eliminar un evento tú debes ser el creador. Dar click desde el índice de eventos, en el Evento a modificar y en la parte posterior de la información del Evento dar click en Herramientas > Eliminar Eventos. 48. ¿Cómo obtengo lista de participantes a un Evento? Para obtener la lista de registro del Evento tu debes ser el creador. Ingresa al Evento desde el índice de eventos y en la parte posterior de la información del Evento dar click en Herramientas > Exportar asistentes. De esta manera podrás descargar una archivo CSV con la lista de participantes y sus roles dentro del Evento. (Asistente, Interesado, Presentador, Exhibidor y/u organizador). 49. ¿Qué vigencia de publicación tiene un Evento? La vigencia de publicación la determina el usuario al momento de crear o modificar la información del Evento al definir las fechas en las que se realizará el mismo, una vez pasado este período el evento quedará archivado y no será visible. El índice de eventos siempre mostrará los últimos eventos publicados independientemente de su período de vigencia. 50. ¿Tiene algún costo subir un Evento? No, la publicación de eventos es un servicio gratuito para la Comunidad de Zonezero. Zonezero no se hace responsable del origen, uso y distribución del material e información publicada. Recomendamos leer los términos y condiciones de uso de los servicios de Zonezero.
Viernes, 02 Marzo 2012
33. HELP
Autor:Elisa Rugo
ZONEZERO 1. What is ZoneZero? ZoneZero is a website dedicated to the use, publication and analysis of images and to the wide spectrum of photography.  Founded in 1995 by Pedro Meyer, ZoneZero has both witnessed and actively participated in the current digital revolution.  ZoneZero appeared online for the first time when the Internet was made accessible to the public, and became the first website dedicated to photography that is still running and growing. We can proudly state that ZoneZero paved the way for the computer to be recognized as a valid means of generating, viewing and sharing photographs. ZoneZero’s name originates from a metaphor on the transformation that photography underwent from analogue to digital. The name refers to Ansel Adams’s Zone System as a starting point in the analogue tradition, and to the ones and zeros that have become the basic DNA for everything digital. 2. What is the objective of this site? The objective of ZoneZero is to offer a platform for intelligent photography. In other words, photography which offers a sensible and informed vision of what is happening in our world, and which understands the relevance of technology in the creative process. We also wish to provide the necessary tools for dialogue and the exchange of ideas on those topics; we therefore offer a fertile space for an international community interested in seeing, thinking, creating, sharing and discussing images. 3. How can I take part? The active participation of our visitors and users is the essence of our website. Users can take part free of charge in a variety of ways and at different levels. a) As a non-registered visitor. You can visit all the sections of the site including Community, and have the possibility of leaving commentaries on the articles only. b) As a subscriber to the News bulletin. You can register your e-mail account to receive the bulletin published periodically on ZoneZero with new articles, sections, galleries, etc., as well as events and special editions on the website. c) As a Community user. When you sign up in the Community section you will have access to all the services of that section: Portfolios, Events and Classified advertisements (coming soon). Moreover, you will be able to create a user profile with the personal information, photographic work and commentaries you wish to share with other users. For further information on the benefits and services of this section please consult What is the Community?  d) As an exhibitor in the Galleries section This section is destined for the exhibition of professional photographic work, via a minimum series of 12 images, which can even employ multimedia elements. (Audio, video and/or animation). The design of each gallery is unique and is the result of coordination between ZoneZero’s  editing and development team and the author. To take part in this section please consult the following link.   4. How can I subscribe to the News bulletin? From the Register option located in the top left corner of the website you can sign up your e-mail account to receive the bulletin published periodically on ZoneZero with new articles, sections, galleries, etc. You will also receive events and special editions inside the website. 5. How can I unsubscribe from the News bulletin? If you wish to cancel your subscription, open the last news bulletin that you received and in the latter part of the message click on Cancel Subscription. 6. What is the Galleries section? The galleries section presents the work of professional photographers, following their application and the acceptance of ZoneZero’s editorial team. This section has more than 350 online exhibitions from authors from 45 different countries. Each gallery has its own presentation and curatorship, to enhance the photographic message of each author. 7. How can I enter my work in the Galleries section? You can consult all the information and requirements for publishing your work in the Galleries section at the following link. 8. What is a Portfolio? In the Portfolio category inside the Community section you will be able to share photographic series, whether finished or still in process. It is very simple for you to publish your photographs and group them in different portfolios as series or albums, with a maximum quota of 15 MB per user. 9. What is the Podcast section? In the Podcast section you can find videos on a variety of themes, shared by the directors themselves. If you subscribe to this section, via iTunes or any RSS system, you will be able to automatically view and download the new clips that are added periodically. 10. What is the Community section? The Community section is a specialized social network open to the public. It is an excellent means of exhibiting your work, publishing events and classified advertisements (coming soon) and participating in specialized groups. Moreover, in this section you will be able to keep in touch with other photographers, directors and people related to the medium, and debate, express opinions and comment on your own and others’ work, as well as themes related to the world of photography. We invite you to sign up for free and take part in our photographic community. This section in divided into the following categories: -Portfolios -Events -Classified advertisements (coming soon) ACCOUNT 11. How do I create an account? Go to the Community section and in the Enter tab of the Welcome area click on Create an account. [link] Once you have filled in the required fields, an activation link will be sent to the e-mail address which you provided. You will have to activate your account by clicking on the link before you can access the Community section. 12. How do I deactivate my account? To deactivate an account you need to send an e-mail from your registered e-mail account to webmaster@zonezero.com with the subject: “I want to cancel my Community account”. Within a maximum of 24 hours, your account and all the information that you have published inside the community will be eliminated. If you wish to take part again in the Community, you will have to create a new account and carry out the full sign-up process again. 13. How can I retrieve my password? Go to the Community section and in the Enter tab of the Welcome area click on Forgotten your password? 14. How do I create and/or modify my user profile? You need to sign into your account and go to the Edit Profile option which appears alongside your name in the top left-hand section of your profile page.  You can define the information that you wish to present (description, location, interests, e-mail, telephone, website, etc) and the level of privacy for your information (See Can my profile be private?) Under the profile image, you have the option of editing or publishing the image that you wish to appear as your profile’s icon. 15. Can my profile be private? Yes it can. When defining the information that you wish to present in your profile, you have the option of defining the level of privacy for each piece of information that you publish. (Visible, to all public, Not visible, Visible only to contacts, Visible only to registered users, etc.) 13. How does My Wall work in my user profile? In the top right-hand area of your profile page you will find the Wall on which you can publish your status. Your contacts will be able to comment on your publications or write messages. Please note: you may only leave messages on the Wall of those contacts who have added you as a contact themselves. 14. How can I send a private message to a user? Sign into your account, and in the top user menu click on the messages icon (an envelope). Once you have entered the e-mail Inbox click on Send a message, which is located in the right-hand column. Then choose the contact to whom the message will be sent and define the title and text. This message is private and can only be read by the contact to whom it has been sent. 15. Can I comment without having signed up? No you cannot. To be able to leave comments on the wall of a user and/or the photographs of a portfolio you need to have signed up. You will then be able to interact within the Community. CONTACTS 16. What is a Contact? A Contact is a user whose activities and work you can follow and with whom you may also interact on their Wall and/or with private messages. 17. How do I add a Contact? To add a Contact enter the profile of the user whom you wish to add and in the User menu which appears on the left-hand side, click on Add a contact. A notification will be sent via mail to the contact, informing them that they have been added. The contact will have to add you himself as one of his contacts, otherwise you will not be able to send him private messages. 18. How do I delete a contact? To delete a contact enter the user profile of the contact whom you wish to remove, and in the User menu on the left-hand side click on Eliminate Contact. 19. What is a Follower? A Follower is a user who follows your work, without your having necessarily added them as a contact. A Follower will not be able to send you private messages and in certain cases (depending on the type of access that you have defined for your profile) neither will he be able to leave commentaries on your Wall. 20. How can I leave a comment on a Contact? You can comment and rate a Contact’s photographs directly on his Wall or profile page. You can also leave a private message via the Message option of your User menu (an envelope). Please note: Access to these functions depends on the privacy configuration that the Contact has given his or her profile and information. GROUP 21. What is a Group? A Group is a collection of users gathered under a defined theme, interest, discussion, etc. Each group can have one or more administrators and its own profile. 22. What is the purpose of the Groups? By means of a group you can communicate with other users with similar interests on a defined theme or topic. You can interact with the members of the Group by participating on the proposed themes with photographs and commentaries. 23. How do I create a Group? In the User menu go to Tools > Groups.  In the Groups category click on the Create a new group option in the left-hand submenu. From this screen you will be able to define the group’s name, profile icon, description, labels, website, etc. You will also be able to define if your group is closed or open to the public. Moreover you will be able to authorize Group discussions and a portfolio for the group. 24. How do I join a Group? In the User menu go to Tools > Groups, and choose the Group which you are interested in by clicking on it. Once inside the profile of the Group, click on the Join the Group option located in the left-hand submenu. 25. How do I delete a Group? This action may only be carried out by the user who created the Group. To delete a group, once inside its profile click on the Edit Group option and then click on the Erase group option, which appears on the top right-hand side of the group’s editing screen. 26. How do I administrate a Group? As creator of the Group you can manage it by directly entering the Group’s profile from the User menu, Tools > Groups. Inside the Group’s profile you will find a submenu on the left-hand side which allows you to edit the group, invite users, manage requests, open new discussion themes and/or create a portfolio of photographs for the Group.   27. What is a Portfolio? A Portfolio is a photographic series or album which you can publish and share inside the Community section. It is very simple for you to publish your photographs, comment on them and group them in one or several portfolios with a maximum quota of 15MB per user. 28. How do I create my first Portfolio? From your profile page, click on the Create a new portfolio tab located in the options box in the top part. In the screen which opens you will be able or define the title, description, labels and type of access to your portfolio. Click on Save to continue. Later you will be able to upload your photographic archives by following 3 simple steps. 1. Choose the images 2. Load the images 3. Define the description An alternative method is to use the Basic uploader option if you do not have Flash player (recommended if you are accessing ZoneZero from a mobile device or tablet). 29. How many Portfolios can I create? You can create as many portfolios as you wish, containing as many photographs as wish to publish, provided you do not exceed your account’s 15 MB maximum space quota. If you exceed the quota, you will not be able to publish any more portfolios and/or images, until you eliminate several images so as to not to exceed the limit. 30. How do I eliminate a Portfolio? From your profile page enter the portfolio that you wish to eliminate. Them in the submenu on the left-hand side click on the Erase portfolio option and continue. The portfolio and all the images it contains will be eliminated. 31. Can I modify a Portfolio’s information after having created it? From your profile page enter the portfolio that you wish to modify. Then in the submenu on the left-hand side click on the Edit Portfolio option and continue. You will be able to edit the title, description and type of access. 32. How do I share my Portfolios with friends outside the zonezero.com Community? You simply need to copy the url which appears in your browser once you have entered a Portfolio. Then paste it in your social network, blog, post, mail, etc. Please note: so that your portfolio may be accessible to all public you must indicate this in the Access: public option when you create or modify your profile. 33. How can I add photos to a Portfolio? From your profile page enter the Portfolio in which you wish to publish the images. Then in the submenu on the left-hand side click on the Add photographs option and continue. In the screen which opens you will be able to upload you photographic archives by following the 3 following steps. 1. Select the images 2. Load the images 3. Load the description An alternative method is the Basic uploader option if you do not have Flash player (this is recommended if you are accessing ZoneZero from a mobile device or tablet). 34. How many photos can I add to a Portfolio? You may add as many photos as you wish, provided that you do not exceed the account’s 15 MB space quota. 35. How can I optimize my photographs for the web? For a good administration of your quota, we recommend that you create portfolios of 10 to 12 images with a resolution of 72 dpi, of jpg format, RGB colour and which do not exceed 150 KB per image. To optimize your images you can use programs such as Adobe Photoshop, Graphic Converter or Light Room. 35. How do I eliminate a photograph inside a Portfolio? From your profile page select the Portfolio which contains the photograph which you wish to eliminate, then click on the photograph and in the screen which opens click on the Erase image option located in the submenu on the left-hand side. 36. How do I substitute a photograph for another one inside a Portfolio? To substitute an image you will first need to eliminate the image (see how to eliminate a photograph), then publish the new photo inside the same Portfolio by using the Add photographs option located inside the left-hand submenu of your Portfolio. 37. How can I comment on a photograph? Under each photograph you will find a text box in which you can publish comments on your own and other users’ photographs. 38. Who can see my photographs? By default both registered and unregistered users can see the images in your portfolios. If you wish to personalize the access to your portfolios you can determine it in the Access option, when you create or edit your Portfolio. 39. Do I lose my copyright when I share my photos on zonezero.com? No, copyright is owned by the author. Zonezero declines responsibility for the origin, use and/or distribution of the published material. We recommend that you read the terms and conditions regarding the use of Zonezero’s services.   40. What is an Event? Events are activities (workshops, courses, scholarships, conferences and/or announcements) that you can share inside the Community section. The members of Community can locate geographically the published events closest to them and also, if the event is public, can register as participants, speakers or interested parties. 41. How do I create an Event? To create an event, from the User Menu go to Tools > Events. Inside the Events category click on the Add an Event option. You will then have to fill in the required information for your Event. Then click on Save to publish it. 42. How do I sign up for an Event? In the Events index select the Event to which you wish to sign up and in the top part of the Event’s information click on RSVP >. Depending on the access established by the creator of the Event you will be able to sign up as: -Assistant -Interested party -Presenter -Exhibitor -Organizer 43. What type of participant can sign up for an Event? Depending on the access established by the creator you can sign up as: -Assistant -Interested party -Presenter -Exhibitor -Organizer 44. Can I publish an Event with private access? Yes you can. In the Access field which appears when you modify or create an event, you can define who can view and take part in your Event with the following options: -Private -Public -Contacts -Registered users -A specific group 45. How do I modify an Event? To modify an event you must be the creator. Access the Event from the Event index, and in the latter part of the Event information click on the Tools > Edit Event link. You can then modify any of the fields that you filled in when you registered your Event. 46. How do I share an Event with my contacts? When you create or modify an Event you can specify that access to the event is reserved exclusively for your contacts. In this way the Event will appear in the recent activities of the contact as well as their specific Events space. 47. How do I eliminate an Event? To be able to eliminate an event you need to be the creator. In the Events index, click on the Event that you wish to modify, then in the latter part of the Event’s information click on Tools > Eliminate Events. 48. How do I obtain the list of participants of an Event? To obtain the list of people registered for the Event you have to be its creator. Enter the Event from the events index and in the latter part of the Event’s information click on Tools > Export people attending. In this manner you will be able to download a CSV archive with the list of participants and their roles inside the Event (Assistant, Interested party, Presenter, Exhibitor and/or organizer). 49. For how long is a published Event valid? The user determines how long the published event is valid for when he is creating or modifying the Event’s information, by specifying the dates on which the Event will occur. Once this period has elapsed the event will be kept as a file and will not be visible. The events index will always show the most recently published events irrespective of their period of validity. 50. Is there any charge for uploading an Event? No, the publication of events is a free service for ZoneZero’s Community. Zonezero declines responsibility for the origin, use and distribution of the material and information published. We recommend that you read the terms and conditions of use for Zonezero’s services.
Viernes, 02 Marzo 2012
34. Ayuda
Autor:Elisa Rugo
On June 17th, every year, the family goes through a private ritual: we photograph ourselves to stop, for a fleeting moment, the arrow of time passing by. Also "The Arrow of Time in ABC News". You can see video Here: xxxxx Diego Goldberg lives and works in Buenos Aires, Argentina and can be reached at: diegold@fibertel.com.ar · A Hommage to The Arrow of Time. You can see it Here: · The Arrow of Time in ABC News. You can see video Here: · An example of the influence that this essay has provoked, is the website of Rajnair a writer who took it as a reference to make his own photographic chronology. You can see it at: http://rajnair.com/time/
Martes, 14 Febrero 2012
Autor:Tondopó, Roberto
Martes, 14 Febrero 2012 | Leer más
Autor:Alejandro
Entendemos que las necesidades de los fotógrafos y los recursos disponibles para ellos han cambiado en los últimos años. Por esta razón hemos decidido modificar nuestra sección de portafolios, y crear la sección de Comunidad, una red social especializada y abierta a todo público, una excelente manera de exhibir tu trabajo, publicar eventos y anuncios clasificados, así como participar en grupos especializados. Además en esta sección podrás mantener contacto con otros fotógrafos y gente relacionada con el medio, para debatir, opinar y comentar el trabajo propio y ajeno, así como temas relacionados con el mundo de la fotografía. Te invitamos a registrarte gratuitamente y participar en nuestra Comunidad fotográfica. Esta sección está dividida en las siguientes categorías: Portafolios, Eventos, y Anuncios clasificados (próximamente). ¡Bienvenido!
Domingo, 08 Enero 2012
Autor:Meyer, Pedro
Martes, 29 Noviembre 2011 | Leer más
Autor:Bob Stein
RELACIONADO CON ESTE PROYECTO Publicado el 29 de Noviembre de 2011 Cuando Pedro Meyer presentó Fotografío para Recordar por primera vez en la Conferencia de Seybold Digital World en Beverly Hills en 1991, nuestra relación con las computadoras era muy diferente a la de ahora. Muchos de nosotros nos encontrábamos con las computadoras en el trabajo y en la sala de videojuegos; pero nadie paseaba con teléfonos inteligentes (smartphones), tabletas o netbooks mediando cada detalle de nuestra relación con el entorno. Las computadoras no distribuían películas, fotografías, o, inclusive, música, no eran agencias de matrimonios ni el mecanismo para estar en contacto con los nietos o enamorados que viven muy lejos.   La audiencia era de quinientas personas, casi todos hombres directores ejecutivos de la industria electrónica y de medios quienes nunca habían visto en la pantalla de una computadora algo con contenido emocional impactante. Por esto, cuando se apagaron las luces y la gente escuchó la hermosa y profunda voz de Pedro Meyer emerger de la oscuridad diciendo “Permítanme presentarles a mis padres” mientras la pantalla mostraba una serie de imágenes blanco y negro de abundantes planos visuales de su madre y padre, la gente estaba un poco pasmada. Esto no era lo que se esperaba de una conferencia de tecnología digital. Y más adelante en la fotografía número cinco cuando comienza la evocadora música de Manuel Rocha Iturbide, acompañando el tierno y romántico beso, todos los que estaban presentes en la sala se dieron cuenta de que estaban en territorio desconocido. Se usó una computadora para expresar una amplia gama de sentimientos muy complejos y emocionales.   Los padres de Pedro tenían sentimientos encontrados con respecto a que su hijo fuera fotógrafo profesional, lo presionaban mucho para que fuera el exitoso hombre de negocios que fue en la mediana edad. Pero cuando el padre de Pedro se enfermó, en un momento de valentía personal y genio artístico, Pedro pidió permiso para fotografiar a sus padres. Como resultado obtuvo noventa fotografías que muestran el arco de vida desde el nacimiento hasta el inevitable final que ambos padres confrontan con gracia y elegancia excepcionales.   En una escena clave, justo después de que le diagnosticaron cáncer a su padre, Pedro pregunta si puede tomar algunas fotos y su padre le pregunta: “¿Qué es lo que quieres que haga?”. Pedro le regresa la pregunta diciendo: “Bueno, ¿qué es lo que tú quieres hacer?." Su padre le responde que él quiere volar y Pedro dice, “Bueno, entonces vuela”, con lo cual su padre se arrodilla en el sillón de la sala y agita sus brazos como si fueran alas. Es un extraordinario momento de confianza, amor y transformación en el que padre e hijo se permiten desempeñar nuevos papeles en su relación y en sus respectivas vidas.   Aunque sólo dura treinta minutos, Fotografío para Recordar nos lleva a un viaje a través de los arcos dramáticos que se entrecruzan y que conforman la existencia humana, especialmente la alegría y la tristeza de una buena parte de nuestra interacción con las personas que amamos. Los padres de Pedro mueren al final de Fotografío para Recordar, pero son ellos quienes nos enseñan a los que estamos vivos, lo que significa vivir apasionadamente y enfrentar lo inevitable con un corazón abierto.   Durante el desarrollo de la obra, presentamos versiones de ésta a varios grupos compuestos por los visitantes y el personal del Voyager para ver su reacción. La retroalimentación fue algo crucial para ayudar a formar la obra terminada, pero también dejó claro que la obra había tenido un gran impacto en todos los que la vieron. Éramos principalmente un grupo joven con muy poca relación con la muerte en nuestras vidas personales. Fotografío para Recordar para muchos de nosotros se convirtió en un valioso manual de lecciones que algún día necesitaremos para confrontar el inevitable declive de nuestra familia, de las personas que amamos e incluso el nuestro.   Entonces, se podía escuchar el sonido de una hoja al caer en la sala de conferencias de Hollywood. Mientras la gente se dirigía a la salida había un silencio poco común en la sala... la situación no regresó a la normalidad inmediatamente. La gente estaba procesando algo nuevo. Ya no es sólo una herramienta de productividad o un motor de juegos, de ahora en adelante la computadora será el centro de las experiencias más profundamente personales de nuestras vidas. Muchos ejecutivos que estuvieron en esa junta, después nos dijeron que FPR los llevó a valorar la importancia de sus familias de una manera y en una proporción que no habían tenido antes. Muchos de ellos dijeron que cambiaron sus planes ese fin de semana y se fueron a casa a visitar a sus padres o hijos.   Hace algunos meses, un primer ejecutivo famoso de Silicon Valley me dijo:   "¿Recuerda cuando presentó Fotografío para Recordar de Pedro Meyer por primera vez? Fue realmente un momento decisivo para todos nosotros. Realmente cambió nuestra concepción sobre lo que puede ser la informática."   RELACIONADO CON ESTE PROYECTO  
Lunes, 28 Noviembre 2011
Autor:Jonathan Green
RELACIONADO CON ESTE PROYECTO Artículo originalmente publicado en 2006 A fines de 1990 cuando Pedro y yo comenzamos el proyecto que se convertiría en Verdades Ficciones, Pedro regresó de Los Ángeles a México con la sensación de que, en sus propias palabras, “No terminaría de enfrentar apropiadamente la pérdida de mis padres hasta haber terminado de imprimir las fotos que había tomado”, durante los últimos años de sus vidas. Cuando regresó a Los Ángeles un mes después, mostró su trabajo a Bob Stein de la Voyager Company. Bob ya estaba interesado en producir el CD-ROM de  Verdades y Ficciones, pero cuando Pedro llevó sus fotos le pidió que dejara de lado totalmente el otro proyecto para dedicarse totalmente a la producción de Fotografío para Recordar, que saldría con un pequeño tiraje que distribuiría a manera de homenaje a sus padres. Desde luego, producir un tiraje pequeño en esa época estaba acorde con el hecho de que en todo el mundo no habría sino unos pocos miles de lectores de CD-ROM y de cualquier manra, casi todos se utilizaban para textos.     Así fue como Fotografío para Recordar vió por primera vez la luz en la forma de una dulce y tierna historia narrada por Pedro con una caja de impresiones fotográficas que mostraba a sus mejores amigos. Animado por la respuesta y su recién adquirido conocimiento de la fotografía digital y en especial por la visión de Bob Stein sobre las nuevas tecnologías, Pedro transfirió esta presentación a un CD-ROM, formato que apenas comenzaba a tener un impacto en el nuevo mundo de la multimedia. Junto con su hijo Manuel Rocha, quien compuso la música y Bob Stein de la Voyager Company, Pedro transformó este relato en vivo en un CD-ROM que se convirtió en un punto de referencia. Fue uno de los primeros ejemplos del maridaje entre imagen y sonido, y el primer CD-ROM comercial con imagen y sonido continuos. A fines de los 90s, cuando el formato MacroMind Director Player de este CD se volvió ilegible para la mayoría de los sistemas operativos, se transfirió a Shockwave y se colocó en el sitio de Pedro: ZoneZero. En el verano del 2006, dieciséis años después de su creación, Pedro ha actualizado nuevamente el formato para que pueda ser bajado como video a un iPod.   Esta nueva aparición de Fotografío Para Recordar cierra el círculo y lo retorna a la presentación íntima que Pedro me mostró por vez primera en la mesa de su cocina, cuando me contó la historia de sus padres. El iPod es como un minúsculo y delicado dije, el nuevo amuleto y relicario familiar de la era informática. Es como un moderno daguerrotipo o medallón, colgado del cuello o puesto en el bolsillo de la camisa, a través del cual podemos experimentar los frágiles y conmovedores recuerdos con la intimidad del relato original de Pedro.   En su título y presentación, Fotografío Para Recordar, une dos fenómenos irreconciliables pero que siempre se comprenden uno al otro: la fotografía y la memoria. En éstas palabras se incrustan los opuestos que definen toda la producción fotográfica: Presencia y ausencia, perpetuidad e instantaneidad, lo sólido y lo efímero, el vigor y la ruina, la vida y la muerte. Una vez tomada, cada fotografía, y en especial las instantáneas, es esencialmente un recuerdo. Cada instantánea se convierte en celebración y homenaje del pasado, en un souvenir de la experiencia. Como dijo Susan Sontag: “Cada foto es inmediatamente póstuma.”   Más aún, las instantáneas y retratos familiares en especial, no solo son inmediatamente póstumos sino instantáneamente suspendidos en el anonimato del tiempo y el espacio. Sin un texto escrito o narración, sus lazos con el peso y la identidad del mundo físico seguramente se perderían. Casi todas las instantáneas son como lápidas descuidadas en cementerios abandonados, que lentamente pierden su conexión con la historia y su condición de evidencia. Ya no puede leerse de lo que tratan, se descomponen y desaparecen sin dejar huella.   Fotografío Para Recordar puede entenderse como un proyecto que trata de frenar este inevitable deterioro. No es un documental puro ni es, como lo sugiere su título, un proyecto que haga de la foto un auxiliar de la memoria. Es más bien un proyecto narrativo construido con la ayuda de la fotografía que se coloca al nivel de la parábola para poder recuperar y dar vida a una serie de viejas instantáneas, que como casi todas las fotos, perdían poco a poco su identidad y su relación con el mundo al estar arrumbadas en álbumes y cajas.   La estrategia fotográfica de Fotografío Para Recordar continúa la tradición de los clásicos ensayos fotográficos documentales de la revista “Life”, en los que alcanzaron su apoteosis. Sin embargo contiene excepciones importantes, ya que sus imágenes son menos sofisticadas, más modestas y mucho menos escrupulosas que el trabajo documental anterior de Pedro -como por ejemplo en Espejo de Espinas-. En retrospectiva, dado el volumen de obra digital que Pedro ha producido desde Fotografío Para Recordar, la simpleza de las imágenes de este primer proyecto digital, constituye el puente conceptual entre su trabajo analógico anterior y el trabajo digital que le seguiría. En su obra anterior, sus mejores fotos poseen la formalidad en las geometrías de la composición del momento decisivo, el seductor comentario social, el sutil sentido del humor y la sugerencia de la metáfora. Estos elementos de crítica social y política se introducen digitalmente, más que ser descubiertos, en su obra posterior.   En Fotografío Para Recordar, las fotos siguen la secuencia temporal de las enfermedades de los padres de Pedro y la lógica de la narrativa. Después de que las primeras doce instantáneas preparan la historia, las fotos se suceden mostrando momentos de profunda emoción, pérdida, sufrimiento, dolor y muerte. En las primeras etapas de las respectivas enfermedades de sus padres, las instantáneas parecen inocentes fotos de familia, que registran fielmente el calor familiar, la melancolía y el miedo a la enfermedad. Pero conforme el ensayo avanza y se agudizan las enfermedades de sus padres, Pedro genera composiciones más precisas y severas que yuxtaponen elementos espaciales, correspondencias e interacciones humanas. En éstas imágenes, tal como la primera vez que vemos cómo se le administra el medicamento a su padre (17:51), el acercamiento a las manos de su madre (21:20), su preparación para cirugía cerebral (22:22) y su padre en un cuarto a oscuras con un enfermero vestido de blanco en el fondo (27:35), Pedro utiliza todo el potencial del blanco y negro para acentuar la emoción de la desventura e introducir metáforas de la angustia y el consuelo. En estas imágenes, la tensión entre las blancas vestiduras del hospital y la oscuridad que acecha todo el tiempo, nos lleva al umbral entre la vitalidad y la mortalidad. Finalmente, en las fotografías de los padres envueltos en la blanca mortaja de la muerte (26:19 y 28:57), la discreta iluminación transforma los cuerpos en íconos que nos enfrentan insitente y elegantemente al misterio y terror de la muerte.   Casi en su totalidad, las 80 imágenes de Pedro se caracterizan por su franqueza periodística y transparencia narrativa. Pero más que la pomposa indiferencia y distancia guardada que a menudo percibimos en el trabajo periodístico, la característica distintiva de estas imágenes es su profunda compasión y tremenda honestidad. Aunque ciertamente no son ni inocentes ni ingenuas, reflejan la misma honestidad de las fotos de estudio mostradas al principio de este viaje. Resuenan con la misma inmediatez e intensidad de cualquier hijo presenciando la enfermedad y muerte de sus padres.   Puesto que Pedro produjo estas fotos al mismo tiempo que experimentaba con las manipulaciones digitales -que después se convertirían en Verdades y Ficciones-, resulta muy informativo ver la expresiva y panorámica imagen de su padre volando al principio de la pieza (9:41), y compararla con sus posteriores imágenes, altamente manipuladas, especialmente el material de Oaxaca que compone las segunda mitad de Verdades y Ficciones. Cuando Pedro quiere representar al vuelo en Verdades y Ficciones, transforma mágicamente a la tierra en aire mediante Photoshop. En Fotografío Para Recordar su padre permanece en la tierra. De rodillas sobre una silla, sus brazos estirados, no hacia el cielo, sino al interior de la elegante y costosa sala de su casa, su gesto de vuelo está anclado en el dolor de la realidad y en la esperanza del alivio más que en la producción de un mito. El ser parte del mundo en vez de alejarse de él y conjurar una realidad nueva y artificial, el gesto se convierte en un símbolo exquisito, es a la vez la añoranza y la imposibilidad de la trascendencia y la redención.   Las imágenes de Fotografío Para Recordar también adquieren significado debido a la poesía y modulaciones en la voz de Pedro. En la sociedad humana, el relatar historias es probablemente una práctica más antigua y discutiblemente más importante que la producción de imágenes. Los relatos orales se transmitían de generación en generación con la música de la voz. Sus matices, ritmo y modulaciones se volvían parte de la historia tanto como el relato mismo. Solo tenemos que ver la liturgia religiosa contemporánea para constatar cómo este fenómeno se sigue dando en la actualidad. El poder emotivo de Fotografío Para Recordar proviene de ésta tradición oral. De alguna manera Fotografío Para Recordar tiene más que ver con la liturgia, la poesía y la expresión vocal que con la fotografía. Es posible que con solo escuchar la voz de Pedro quedemos atrapados por la historia. No es necesario ver las imágenes, el relato es lo suficientemente poderoso para invocar imágenes mentales sin necesidad de mirar las fotografías. Las fotografías, tal como las notas de una partitura, proporcionan la estructura, fraseo y ritmo, y son interpretadas e insufladas con vida por la voz de Pedro. Fotografío Para Recordar es fundamentalmente un monólogo que captura nuestra atención debido en gran parte a la música de la narración y la verdad universal de su historia.   Es raro que una obra de arte temprana conserve su poder y actualidad con los cambios tecnológicos y en presentación. La perdurabilidad de Fotografío Para Recordar no depende de ninguno de sus componentes, ni de la narración, ni de las fotos, ni de la música, ni de la secuencia. Su genio yace en la síntesis de estos elementos a través de y en contraste con la nueva tecnología. Los nuevos medios proporcionan el vehículo para la perfecta integración cinematográfica de sus componentes. Sin embargo, Fotografío Para Recordar se construye totalmente -excepto por su utilización de la continuidad cinematográfica- con la transparencia y riqueza de la antigua tradición oral. En ella Pedro no es Pedro Meyer, el crítico, comentarista y teórico de la cultura y nuevas tecnologías que conocemos en ZoneZero sino un Baal Shem Tov, el narrador de leyendas y milagros.   Fotografío Para Recordar no es un producto digital sino más bien una expresión digital. No utiliza ninguno de los dispositivos que asociamos con los nuevos medios y que Pedro utilizará después en su obra digital: composiciones digitales, “"sampleo", re-mezcla, interactividad. Y aunque ahora puede ser vista en estos ubicuos aparatos que definen a nuestra era digital, es sorprendente que instrumentos tan complejos puedan ser tan simples y directos. Cuando conectamos nuestro iPod nos asombra no el hiperrealismo re-mezclado, sino la gracia poética. Jonathan Green California, Verano 2006 RELACIONADO CON ESTE PROYECTO     Jonathan Green Es Director del Museo de fotografía de la Universidad de California, en Riverside, y profesor en los departamentos de estudios en historia del arte. Fue director asociado de Aperture Quarterly de 1974 a 1976. Su libro American Photography: A Critical History, Editorial Abrams, (1984, reimpreso en 1996) fue seleccionado como libro del año por Nikon en 1984 y recibió el premio Benjamín de la Sociedad de Fotografía Histórica Americana por sus logros en la historia de la fotografía. Otras publicaciones incluyen: Camera Work: A Critical Anthology (1973); The Snapshot (1974); The Garden of Earthly Delights: Photographs by Edward Weston and Robert Mapplethorpe (1995); Continuous Replay: The Photographs of Arnie Zane, MIT Press (1999); y Adam Baer: Displaced Perspectives (2001). En 1993, Green curó la exposición Verdades y Ficciones de Pedro Meyer, sus comentarios a las fotografías de Meyer pueden ser escuchados en el CD de Voyager. Entre los recientes proyectos de curaduría de Green están: One Ground: 4 Palestinian and 4 Israeli Filmmakers (2003) y, en colaboración con Trisha Ziff, Revolution and Commerce: The Legacy of Korda’s Portrait of Che Guevara (2005). Las fotografías de Green están en colecciones fotográficas de museos de todo el mundo y han sido publicadas en: American Images: New Work by 20 Contemporary Photographers, 1979. Green ha ganado becas de la National Endowment for the Arts (1978) y de AT&T Bell System (1979). Antes de llegar a Riverside, Green enseñó en el Instituto tecnológico de Massachussets (MIT) y en la Universidad Estatal de Ohio (Ohio State University). En MIT fue co-fundador del laboratorio de medios Visible Language Workshop. En Ohio State, fue el director fundador del Centro Wexner Para las Artes. De 1999 a 2002, Green fue también becario del California Science Center donde curó Leslie Payne: Taking Flight.  
Lunes, 28 Noviembre 2011
Autor:Pedro Meyer
RELACIONADO CON ESTE PROYECTO Artículo originalmente publicado por Pedro Meyer en Mayo del 2001 Una década después de la primera presentación de “Fotografío para recordar”, diseñado originalmente para ser visto en la pantalla de una computadora y por medio de un CD-ROM, [a propósito, este fue el primer CD-ROM con sonido e imágenes continuos producido en cualquier parte del mundo], con la tecnología actual podemos ahora llevarles a través de Internet lo que estaba inicialmente disponible sólo en CD-ROM. Examinaré aquí, desde el punto de vista del fotógrafo, algunas de las experiencias y de los pensamientos asociados con la elaboración de esta obra; y también discutiré algunos de los problemas inherentes al medio mismo, el CD-ROM, y cómo evolucionó.Me referiré a algunos de los temas que me fueron señalados por algunas de las personas que vieron FPR (Fotografío para recordar) a través de los años. Por ejemplo, muchas veces me han preguntado cómo pude fotografiar a mis padres del modo en que lo hice. Algunos han planteado el tema de la privacidad, de la intimidad, cuestionando hasta mi decisión de estar presente con una cámara en todas aquellas ocasiones.Todos aquellos que me lo preguntaban, probablemente nunca supieron que siempre había estado fotografiando a mi familia, de modo que la cámara se volvió entre nosotros un instrumento omnipresente, casi transparente a nuestros ojos. Había además, un alto grado de confianza y algo que sólo con el tiempo llegaría a apreciar plenamente, es decir, mis padres nunca intentaron controlar las imágenes. En muchos aspectos, era un testimonio a su franqueza, ya que nunca buscaban ocultar o esconder nada. Aun cuando mi madre hubiera deseado hacerlo, era muy abierta en cuanto al tema de “quererse ver bien para la foto”.     Como fotógrafo he trabajado en muchas partes del mundo y en toda una serie de circunstancias que me llevaban a capturar imágenes del “otro” enfrentándose a situaciones que iban desde el nacimiento hasta la muerte. Sentí que era una cuestión de integridad de mi parte que mi cámara fuese capaz de capturar imágenes de mi propia familia de la misma forma en que yo fotografiaba las vidas de aquellos que nunca había conocido antes. ¿Con qué derecho podía yo fotografiar a los otros, si no era capaz de enfrentarme a esas mismas situaciones con mi propia gente? Si mi propia familia estaba fuera del alcance de mi cámara, ¿por qué no habrían de estarlo todas las demás familias del mundo? Esto me llevó a nunca considerar a mi propia familia como prohibida y, para el caso, tampoco ellos lo pensaban. Después de todo, nadie pensaba que había algo que esconder.El hecho de haber tomado esas fotografías en primer lugar, no significaba que tenía la intención de publicarlas más adelante. Esto sucedió muchos años después de haberlas tomado, y después de un prolongado examen de conciencia, en donde concluí que hacer público este trabajo era una forma de honrar a mis padres. Este se volvió el único motivo para permitir que esas fotografías se publicaran.Tomé todas esas fotografías para mí mismo como una forma de enfrentarme a la muerte. Jean Cocteau comentó una vez, “La fotografía es la única manera de matar a la muerte”. Después de todo, la memoria es precisamente eso, una manera de hacer que un momento se vuelva permanente. Sabía muy bien que mis emociones en ese entonces no me dejarían recordar más adelante los particulares de un momento en especial. Las fotografías me han permitido en efecto regresar muchas veces a esas porciones capturadas de mi experiencia y por más irremediablemente imperfectas que esas fotografías sean debido a las limitaciones inherentes al medio fotográfico, sí evocan en mí la sensación de cómo ocurrió todo.Estos días tengo la bendición de contar de nuevo con un pequeño niño que al momento de escribir esto ya tiene seis años. Obviamente mis padres nunca lo conocieron ya que murieron antes de que él hubiese nacido. En años recientes, muchas veces pensé que este trabajo podría algún día servirle de álbum familiar. Podrá conocer a sus abuelos del mismo modo en que lo harán mis tres nietas que tampoco conocieron a mis padres. La historia de los últimos años de mi padre y mi madre, y la manera en que los vivieron, también se ha vuelto un punto de referencia para mi esposa Trisha que ha tenido que enfrentarse en semanas recientes al fallecimiento de su propio padre.Mientras Trisha iba a Londres para estar junto al lecho de su padre en sus últimos días, Julio, mi hijo más pequeño, y yo nos quedamos en casa. Durante esos días, me pidió una fotografía de su madre para tener a la mano, porque estaba empezando a olvidar cómo se veía. Entendí perfectamente lo que estaba diciendo. Cuando vuelvo a las fotografías de Fotografío para recordar, me recuerdan cómo se veían mis padres, especialmente hacia el final de sus vidas, con todos los cambios ocasionados por la enfermedad que los consumía. Sus imágenes en mi mente serían sólo memorias fugaces e informes sin el apoyo de estas fotografías. A través de los años, mucha gente se me acercó para contarme cómo Fotografío para recordar les había “permitido” hacer lo mismo con sus propios padres o les recordaba debían hacerlo. Durante la primer presentación de FPR en Los Ángeles, California, frente a un auditorio de aproximadamente 1000 líderes de empresas de alta tecnología, interesados principalmente en ver “qué se podía hacer”, yo estaba convencido de que no encontraríamos un auditorio particularmente receptivo; sin embargo, durante la proyección que fue sobre dos grandes pantallas, se podía escuchar el ruido de un alfiler caer. Al final de la proyección hubo casi un minuto de silencio total que pareció como una hora. Nadie se movía ni decía nada. Estaba seguro que mis peores temores sobre el auditorio se habían confirmado. Cuando de golpe, un hombre del auditorio se puso de pie y aplaudió y dijo, que para él ésta había sido una “historia de amor”, el resto del auditorio también se puso de pie y dio una buena recepción a la pieza. Otros, en un comportamiento inusual, se precipitaron a las cabinas telefónicas (los teléfonos celulares no eran tan omnipresentes como lo son hoy en día). Resultó que un bueno número de los que estaban realizando llamadas habían decidido, inspirados por Fotografío para recordar, cancelar todas sus citas del día e ir a visitar a sus padres; otros simplemente querían hablarles. La experiencia de crear Fotografío para recordar fue decisiva para otro de mis proyectos, el de definir cómo operaría ZoneZero. Con el paso del tiempo, dos cosas quedaron en claro después de la publicación de FPR. Lo primero era la importancia del audio junto con las imágenes mismas. La narración y la utilización de mi voz hizo una enorme diferencia en la manera en que esta obra fue percibida. Es precisamente por las limitaciones inherentes al medio fotográfico que la presencia de la voz cobra importancia ahí donde la fotografía no puede acceder. Me aseguré que la narración siempre fuera un complemento de lo que era evidente en la fotografía, enriqueciendo así la historia narrada sin competir con la imagen. El segundo aspecto que noté poco después de que Voyager publicara inicialmente este trabajo, fue que eran pocos los fotógrafos que estaban listos para publicar su trabajo –tratándose de proyectos estrictamente fotográficos. La perspectiva de Voyager en torno a este punto era que los costos de producción y distribución hacían que la creación de más CD-ROMs fuera poco atractiva. Esto era en gran parte verdad, pero no era toda la historia. Por lo menos, desde mi perspectiva. Por mi experiencia como fotógrafo, sabía que la comunidad fotográfica no estaba del todo preparada para dar un salto hacia el campo de las nuevas tecnologías. Se requería mucha ayuda para cruzar el puente que llevaba a esos nuevos territorios, pero Voyager identificó correctamente esas necesidades con los costos, creyendo que la única cuestión era que los programas de computadora necesarios para producirlos eran demasiado complejos y requerían por tanto de costosos programadores para crear un nuevo CD-ROM. Tenía la impresión de que el problema no estaba plenamente identificado. No era sólo cuestión de gastos de producción; en esencia el CD-ROM era la plataforma equivocada para proyectos pequeños, y por ello siempre sería demasiado caro. Cuando comencé ZoneZero, comprendí que teníamos que poner sobre la mesa dos soluciones que no habían estado disponibles anteriormente. Al usar Internet, teníamos el potencial de distribuir pequeñas historias a un precio relativamente bajo, y las podríamos producir nosotros mismos, en lugar de que los fotógrafos lo hicieran, salvando el problema de la barrera tecnológica, el cual se iría solucionando gradualmente con el tiempo. Tomando prestada una metáfora de la literatura, sabía que muchos fotógrafos tenían un amplio cuerpo de trabajo basado en historias cortas, pero muy pocos de estos talentosos colegas tenían el equivalente a una historia larga en formato multimedia, que pudiera justificarse para el nuevo diseño electrónico del CD-ROM.Al ir madurando Internet, también fue posible ponerle audio a las imágenes enriqueciendo la experiencia de los espectadores con respecto a las fotografías. Logré animar a algunos de mis amigos fotógrafos para que aportaran su narración personal a sus fotografías, siguiendo la pauta de mis exploraciones con FPR años antes. En cada uno de los diferentes casos, los fotógrafos encontraron que su trabajo se enriquecía por medio de este proceso. Esto nos permitió ofrecer en ZoneZero, historias cortas acompañadas de sus narraciones en audio. Aquí hay una lista de trabajos que probablemente nunca hubieran sido publicados bajo la vieja fórmula de producción del CD-ROM:   Lauren Greenfield www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/lauren2/lauren2sp/portada.html   Muriel Hasbun www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/muriel2/default2.html   María Teresa García www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/materesa/default2.html   Judy de Bustamante www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/judybust/defaultsp.html   Vida Yovanovich www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/vida/default.html   Doifel Videla www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/vida/defaultsp.html   Carlos Jurado www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/jurado/indexsp.html   Jesús Quintanar www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/quintanar/indexsp.html   Marco Antonio Cruz www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/cruz2/indexsp.html   Evgen Bavcar www.zonezero.com/exposiciones/fotografos/bavcar/indexsp.html   Al hacer lo que hicimos, salvamos el obstáculo tecnológico representado por aquellos fotógrafos que todavía no eran capaces de realizar esas producciones por cuenta propia, y logramos hacerlo a un costo relativamente bajo, superando así la inversión considerablemente más alta de un CD-ROM tradicional; también proporcionamos una forma eficiente de distribución a escala mundial, usando los capacidades inherentes a Internet: una red mundial. Por último, dimos vida a numerosos trabajos que por ser historias cortas anteriormente no habían encontrado el formato apropiado para su presentación. Es interesante que Bob Stein, de los tiempos de Voyager, quien estuvo detrás de la idea de que yo comenzará este proyecto (Fotografío para recordar) en primer lugar, no ve con mucho entusiasmo esta transición a Internet. Cito de una carta que recientemente me envió: “Francamente, no estoy particularmente interesado en la transición de FPR de CD-ROM a la red. Considero que la transición es una degradación del original, no de la calidad de las imágenes o de la narración, sino de la experiencia del espectador, quien ahora será víctima de los problemas de conexión a Internet y del ancho de banda. Soy de una generación a la que todavía le gusta ‘poseer’ copias locales de su propiedad intelectual. Supongo que esto cambiará en las próximas décadas, pero así es como me siento actualmente”. Una afirmación similar proveniente de un “visionario”, como se le ha llamado, me deja bastante asombrado. Si una década antes hubiese abrigado vacilaciones semejantes, probablemente no se hubiera involucrado con el trabajo pionero, representado en aquel tiempo por FPR. En especial con un formato que era muy nuevo para ese entonces (el CD-ROM y la pantalla de computadora) y que era poco comprendido por los críticos y era visto a través de lo que parecían ser opiniones igualmente inaceptables, como las que sostiene Bob Stein hoy en día con respecto a las presentaciones a través de Internet. Para mí, una de las primeras experiencias más frustrantes de usar el CD ROM como vehículo para la publicación era el problema constante relacionado con la distribución física que volvía inexistente a la obra por ser tan difícil de encontrarla en cualquier parte. En un principio, muy pocos lugares vendían CD-ROMs, ya que no entraban en ninguna de las categorías tradicionales en los canales de distribución, ni libros, ni CDs de música. Más adelante, cuando creció el interés por los CD-ROMs, se construyeron secciones enteras en las librerías, tiendas de discos, tiendas departamentales, etc. que manejaban estos nuevos productos. En esa etapa, sin embargo, la competencia por espacio en las repisas de los libreros se volvio feroz al ir apareciendo decenas de miles de títulos, y obviamente el espacio en los libreros no creció en igual proporción. Además, existían todos los problemas asociados normalmente con volver a pedir los discos que se habían vendido. El procedimiento, si llegaba a realizarse, tardaba demasiado. Sin mencionar lo que ocurría en países distintos a los Estados Unidos en que los problemas de distribución eran exponencialmente peores. Al igual que con la punto.com manía de reciente creación, hace una década la producción multimedia era la locura. Todos mis conocidos habían comenzado un despacho o una casa de producción multimedia. Cuando repentinamente, con la llegada de Internet, el mercado del CD-ROM se desplomó y todas las tiendas que los vendían dejaron de hacerlo por completo. En su lugar, las tiendas en línea como Amazon.com y Barnes & Nobles se volvieron la solución ideal pare vender los trabajos de aquellos que continuaron produciendo después de la debacle. El modelo de distribución se había vuelto mucho más eficiente que en cualquier época anterior. Sin embargo, en esa ocasión Voyager perdió una oportunidad al no reconocer la importancia de Internet como vehículo de producción y distribución, a pesar de que desde muy temprano tenían una página muy sólida en la red. El problema del espacio en los anaqueles de las librerías, de los pedidos y de llevar un inventario fue resuelto de maneras nunca antes imaginadas. Si alguien quería comprar un CD-ROM, podía cómodamente dirigirse a esas direcciones de Internet sabiendo que siempre era posible encontrar lo que estaba buscando. El inconveniente que aún quedaba era, sin embargo, el de la producción misma del CD-ROM. Sospecho que para alguien como Bob Stein, la principal objeción para colocar a FPR en Internet era que de tener éxito podría posiblemente acabar con su modelo económico basado en la venta del objeto. Al igual que muchos otros aspectos constantemente cuestionados en la era digital, puedo imaginarme que ambas opciones subsistirán lado a lado (el objeto e Internet), y al madurar los tiempos, se volveran más eficientes dependiendo de lo que sus respectivos formatos tengan que ofrecer. Definitivamente hay proyectos más apropiados para un CD-ROM, y en el futuro para el DVD. De hecho, pienso que gran parte de los excelentes trabajos que Voyager publicó bajo la dirección de Bob Stein fueron siempre más apropiados para el CD-ROM, pero por otro lado un gran número de otras personas se hubiesen beneficiado si se les hubiera encaminado a Internet más tempranamente. Pero, ¿por qué estamos hablando de tales cuestiones de tecnología y distribución, en el contexto de una obra emparentada cercanamente con la poesía? La única razón que se me ocurre es que en esta época de transición en donde las soluciones digitales están en constante evolución, necesitamos evaluar todo lo que se relacione de algún modo con la manera como el contenido quedará afectado. Después de todo, no creamos en el vacío, produzcamos y dirijamos nuestras energías creativas en la dirección, esperemos, de aquello que es plausible. Necesitamos comprender cómo influyen estos cambios tecnológicos sobre lo que puede ser producido. En este contexto, varias cosas me han quedado claras. Con el pasar del tiempo, la pantalla de la computadora será tan omnipresente que ya no va a atraer la atención sobre sí misma y la gente no aplicará sus prejuicios iniciales al ver nuestro trabajo exhibido en ellas. Si el contenido se distribuye eficientemente y se vuelve así a la pantalla transparente, lo único que permanecerá será la naturaleza misma del contenido. Con este objetivo en mente, hemos podido observar a lo largo de varios años cómo los usuarios que llegaban a ZoneZero expresaban sus puntos de vista en cuanto a recibir historias cortas como las que hemos producido y distribuido por Internet. Su aprobación parece corroborar nuestra teoría de que la experiencia ha sido satisfactoria. El trabajo pionero que Fotografío para recordar representó ha vuelto al punto de partida, habiendo sido el proyecto inicial que dio origen a ZoneZero, este sitio ahora el el espacio que lleva este particular proyecto a una audiencia mundial a través de Internet.   Pedro Meyer 5 de mayo del 2001. Ciudad de México RELACIONADO CON ESTE PROYECTO  
Lunes, 28 Noviembre 2011
Autor:Various Authors
RELACIONADO CON ESTE PROYECTO Excerpts from Landscapes (Disponible en su idioma original) December, 1998 Pedro Meyer is a true pioneer in many areas. He is probably the first serious photographer to completely make the transition from the world of the darkroom and its analog photography to the world of the computer and its digital photography. A life-long innovator, he was responsible for the alterations which made possible photographic printing on artist's paper using the Iris Ink Jet printer. He created the important Latin American Colloquiums of Photography, now into their 20th year. He also founded the Mexican Council of Photography from which other major photographic institutions in Mexico have all stemmed. He created -- in 1990 with Macromedia Director 1.0 - - the first CD-ROM containing photographs and sound, a memorial and a portrait of the last year in the life of his parents, entitled "I Photograph to Remember." His long photographic explorations dealing with cultural interpretations both in the US and in Mexico have found their way into his digital work, as digital ink jet prints, as a CD-ROM and in a traditional book format. Most recently he has been involved in creating an extraordinary web site devoted to photography known as ZoneZero, which represents the work of selected artists, photographers, and writers from all over the world. It was recently named by the NET magazine as one of the five best web sites in the world in the "art" category. His ZoneZero site -- www.zonezero.com -- is the 21st Century equivalent of the gallery and artist's meeting place that Alfred Steiglitz established in New York during the first few decades of this century. One of those galleries Steiglitz called "An American Place." Pedro Meyer's ZoneZero is not an American Place nor a Latin American Place. It's an International Place. Excerpts from CD ROM (Disponible en su idioma original) I Photograph to Remember by Pedro Meyer 1991 "Five hundred people in business suits sat in the audience at Digital World. They knew all about computers for number crunching or word processing or game playing, but the idea of the computer as a medium of creative expression had never occurred to them. When I Photograph to Remember was shown for the first time, nobody left the room. Many cried. In the hands of artist Pedro Meyer, the computer was revealed for the first time as a stunningly personal and powerful tool. But there is not an ounce of sensationalism, not a wasted syllable, not a gratuitous image in this family memoir. We come away not as voyeurs but as privileged witnesses to what the author calls the 'complicity of tenderness' between his mother and father. We're grateful, too, that it opens a way for us to learn and think about death, such a taboo subject in our society." Excerpts from Where are the HyperNONfictions? (Disponible en su idioma original) by Hilmar Schmundt September, 1999 [...] So why not use the novel online-media instead or on top of it? There are two ways to explain this. The first is a mediacentric explanation: Maybe the spatial metaphors used to describe hypertext are not just metaphors, but technical reality. For good reasons most hyper-NONfictions are visual stories that choose a distinct topography as topos: Pedro Meyer's I photograph to Remember, Art Spiegelman's hypercomic MAUS on CD-ROM or the New York Times' interactive photoreportage about Bosnia. So maybe hyper-NONfiction has to be visual and topographical, not literary, not narrative in a linguistic sense. I would suggest another approach, though. One that does not see technology as the determining factor, but as a tool, a weapon in an age-old struggle against the anxiet. Photos on Disc (Disponible en su idioma original) October, 1999 Introduction/Disclaimer Most of the discussions I hear about photography and CD-ROMs concern when or whether they will replace books as the preferred mode of photographic presentation. There are partisans on both sides who love to create apocalyptic/utopian scenarios concerning the death of print culture and the glories of the digital world to come. Although the nature of the arguments make for enjoyable reading (the commodity of authorship v. rhizomatic informational imperatives), not much has been said about the actual fate of photography and photographers on real-life CD-ROMs. Have CD-ROMs given photographs a new informational existence? A new aesthetic position? What is it exactly that CD-ROMs have to offer? A careful viewing of five CD-ROMs provides some answers and some questions too. The Persistence of the Individual I Photograph to Remember, Pedro Meyer, Voyager, 1991 Pedro Meyer's I Photograph to Remember, one of the first photo CD-ROMs, is a narrative of the his parents' death. It utilizes a simple interface through which the viewer can access single black and white photographs or start the narrative from any particular image, each of which is accompanied by its own voice-over by Meyer. Besides establishing a simple audio-visual information framework, Meyer's use of audio emphasizes CD-ROMs' lineage from slide shows rather than from books. For one thing, an image viewed on a computer monitor has more in common with a projected slide than with an image printed on paper, especially in terms of luminosity range, but also in terms of objecthood/commodification. More importantly, the text-audio-visual format used by CD-ROMs owes a lot of its communication strategies to multiple-projector audio-visual slide programs (the original multimedia). What's interesting about Meyer's CD-ROM is that he absolutely refuses to include any of the technological glitz we've come to expect of multi-media slide shows or digital multimedia - fades to multiple images, lots of buttons, background information, colorful graphics, rock muzak, Quicktime movies, etc. I Photograph to Remember feels like someone using one projector to show slides and talking about each one, about as primitive a form of multimedia as we could obtain. It's a calculated risk - in exchange for the bells and whistles of a more complicated (and interactive) interface, Meyer has opted for narrative and artistic coherence. For Meyer, narrative isn't an organizing structure, it's the human part of documentary, less a way to access information than a way to identify with experience. Even though the photographic documentation of death by cancer isn't a new topic, and Meyer's photographs aren't breaking any new aesthetic ground, I Photograph to Remember remains a unique CD-ROM. Unlike most other CD-ROMs, which are complicated social productions of technological teamwork and corporate group think, I Photograph to Remember remains an intensely personal endeavor. From Meyer's own voice on the audio track to the (almost exclusive) use of his own photographs, Meyer's CD-ROM makes a case for the importance and shape of the individual artistic voice in the age of intricate interactive interfaces. Instead of constructing a technological interface, Meyer constructs a character, the photographer photographing his parents' deaths, the storyteller. It's slow, it's simple, and it works. Which is not to say that by concentrating on his own photographs, his own experience of his parents and his parents' death, Meyer doesn't miss a golden opportunity to capitalize on what multimedia might bring to an examination of what was tumultuous and historically complex about his parents lives (they were Jewish refugees first from Germany then from Franco's Spain and eventually became early importers of Japanese goods to Mexico). But maybe we should be satisfied with the fact that Meyer did what he did - produce a successful personal statement in a medium that is notoriously impersonal, and demonstrate that individual voices are just as important to the digital world as hyperactive interfaces. Excerpts from What is digital storytelling (Disponible en su idioma original) by Joe Lambert and Nina Mullen May, 2000 Interactive Digital Storytelling The advent of laserdisc and CD-ROM technologies ushered in the era of interactive storytelling through rich multiple media. CD-ROMs have been associated primarily with the computer game market. While games undoubtedly have narrative attributes, we have only met a small number of game developers that view the narrative concerns of their work as more than trivial. The success of Myst demonstrated that significant attention to story could make a huge difference in how an audience responds to the "puzzle" aspects of the game. A large number of academic and noncommercial artistic efforts have created CD-ROMs with specific narrative concerns?and a few have found their way into the commercial arena. Abbe Don created We Make Memories, an extraordinarily rich exploration of four generations of women in her family, as an interactive laserdisc installation. Abbe shares our interest in stories from the personal archive. Pedro Meyer's I Photograph to Remember, one of many excellent narrative works published by Voyager, Inc. between 1991 and 1996, documents Pedro?s parents? final struggle with cancer. It remains one of the most emotionally compelling stories of this form. We also count as colleagues Greg Roach and Jon Sanborn, who have developed a number of commercial titles that explore interactive video. Greg?s Quantum Gate titles?and most recently the development of the X-Files CD-ROM by his company, Hyperbole?and Sanborn?s Psychic Detective CD-ROM push the use of film/video on a CD-ROM to the limit. We have been particularly impressed by I Am a Singer by Megan Heyward, Mauve Desert by Adriene Jenik, and, most recently, Ceremony of Innocence (an adaptation of Nick Bantock?s Griffin and Sabine trilogy) by Alex Mayhew. In all of these interactive narratives, like their hypertext equivalents, navigational design is a critical part of their aesthetic success or failure. The more artistically successful have a consistent navigational mechanism for the users to stay in touch with the story arc?such as the ability to see the story as a linear event from beginning to end. They also tend to create a dialogue with the user that deepens or extends the user?s emotional connection to the story line?either by calling for their direct participation as characters that can shape the story?s resolution, or in inquiring about the users response to material that is presented. Web-based Storytelling The Web has mirrored the hypertext and CD-ROM multimedia authoring worlds with a myriad of different narrative experiments. There are purely hypertextual works, works that use text and a minimum of images, and increasingly media-rich work that approaches what has been done in the fixed media arena. Many of us point to Joseph Squier?s "Life With Father" as an early, but inspiring example of a moving and effective Web story. A couple of phenomena have dominated the storytelling uses of the Web. The first is the Web serial, essentially a soap-opera format Web site, with daily or weekly updates. Yahoo! lists about 120 Web serials. The first major serial of this genre was "The Spot," a look behind the lives of some youthful Southern Californians, aimed at the "Baywatch" or "Melrose Place" fan. There are ways for the audience to interact with the story line, or in the case of "The Spot," with the characters. Jon Sanborn recently launched his "Paul Is Dead" Web serial, a complex mystery that invites the users to uncover the truth behind the death of a rock star. The interactive television market will be developing more of these serials as ways to extend the brand of existing television or film projects. The other storytelling phenomenon that has drawn our attention is the Web diary. Justin Hall?s Links is one of the better known examples. For more than four years, we have been able to follow Justin?s daily life and interact with him. He has traveled the country as an evangelist and trainer for self-publishing on the Web. Hundreds, if not thousands, of diaries exist. Many of the sites blur the boundaries between thoughtful literature and exhibitionism, fiction and nonfiction. Part of the Internet?s allure is the fluid sense of private and public it creates. The posting of intimate aspects of life stories invites intense, and often dramatic, interchanges between authors and their audience. Sites like Derek Powazek?s Fray approach this with artful intentions, curating personal essays on many sensitive topics that directly invite readers to respond with personal stories of their own. This type of storytelling interaction encourages community, connecting diverse people through shared experience Pedro Meyer fotógrafo digital (Disponible en su idioma original) by Alex Barnett April, 2001 Pedro Meyer tiene 61 años, nació en España, se ha criado en México y desde hace algunos años reparte su tiempo entre la capital mexicana y la ciudad norteamericana de Los Angeles, en la que en 1990 abrió un estudio. Su larga y sólida trayectoria como fotógrafo incluye más de un centenar de exposiciones, la presencia de sus obras en una veintena de museos de todo el mundo y, en los últimos años, una total entrega a la causa de la fotografía digital, tan temida por la fotografía oficial y que él contempla como la definitiva liberación del arte fotográfico de cualquier compromiso realista. "El tiempo de la fotografía testimonial ha terminado -explica-. Se desmorona una convención que no había sido analizada con rigor y que ocultaba que todas las fotografías son interpretativas. La fotografía digital es el fin del mito de la verdad fotográfica". Que Meyer, entrevistado por "Wired" y elogiado por "Rolling Stone", por citar sólo dos revistas suficientemente conocidas, sea prácticamente un desconocido en España es una lástima y un dato culturalmente desalentador, aunque él parece admitirlo con la sabiduría y la serenidad que probablemente dan los años. "España -explica- está en mi corazón porque es el sitio donde nací. Aparte de eso, apenas tengo ningún otro contacto con ella. Es más, hasta que hace unos meses me llamaron desde Vigo para realizar unas fotos sobre la ciudad, nunca nadie me había invitado a realizar una exposición en España. Sé que mi obra no es conocida, salvo para gente que recibe información de fuera. Espero que este reportaje ayude a darla a conocer." En su biografía hay algunas fechas claves. En 1948, cuando tiene 13 años, le regalan su primera cámara. En 1983, convertido ya en un importante fotógrafo, adquiere su primer ordenador e inicia su particular peregrinación desde el cuarto oscuro hasta los programas informáticos de retoque fotográfico. A partir de ahí, la fotografía digital se convierte en el marco de su investigación creativa. En 1991, la editorial norteamericana Voyager publica I Photograph To Remember, el primer CD-ROM de Meyer, un trabajo pionero de gran sencillez, dedicado a los últimos meses de vida de sus padres y que con el tiempo se ha convertido en un pequeño clásico. Frente a las pretensiones cinematográficas de muchas producciones multimedia. "I Photograph To Remember" reivindica el poder de la sensibilidad y la emotividad. Su reciente "Truths and Fictions", CD-ROM publicado también por Voyager y basado en el libro "Verdades y Ficciones" (Casa de las Imágenes, México), es un peculiar diario de viaje que con el pretexto de contraponer los Estados Unidos de la época Reagan al México ancestral, propone un recorrido plagado de cruces culturales, presididos todos ellos por la fotografía digital que altera imágenes, colores y texturas, une instantáneas viejas y nuevas, reinventa la memoria del fotógrafo e invita al espectador a pensar y a descreer. Como advierte Joan Fontcuberta en la introducción al citado libro: "Todas las fotografías son manipuladas. Encuadrar es una manipulación, enfocar es una manipulación, seleccionar es una manipulación. Crear es asumir, es adentrarse en el corazón de esa encrucijada. No existe acto humano que no implique una manipulación. La manipulación, por tanto, está exenta de valor moral 'per se' y el hecho de que arrastre connotaciones negativas es un prejuicio contra el que debemos luchar. Lo que sí está sujeto a juicio moral son los criterios o las intenciones que se aplican a la manipulación. Y lo que está sujeto a juicio crítico es su eficacia." Pedro Meyer se adentra en la encrucijada de la manipulación armado con el arma retórica de la paradoja (fotos que parecen retocadas y no lo han sido; fotos que parecen reales y no lo son) y ofrece al espectador la eficacia de unas imágenes surgidas del cruce entre la perfecta técnica quirúrgica de la informática y el viejo espíritu de los fotomontajes de John Heartfield o Josep Renau. Las imágenes de Meyer reivindican la certera descripción de Renau: "el fotomontaje es una forma de ver la realidad con rayos X". Zonezero (zonezero.com) Meyer, impulsor también de Zonezero, una web de Internet abierta principalmente a los jóvenes fotógrafos latinoamericanos, es el negativo de esa vieja aspiración realista, según la cual el mejor fotógrafo es aquel cuya presencia resulta imposible de detectar. Y es un buen ejemplo de cómo los fotógrafos pueden encontrar en las nuevas tecnologías nuevas herramientas que al servicio de la magia, la lucidez y el compromiso empujen a la fotografía hacia su total madurez como arte. Las siguientes líneas son una seleccíon de opiniones y comentarios de Meyer, extraídos de una larga serie de contactos mantenidos con él a través del correo electrónico y que sirvieron para comprobar el carácter radical de su actitud artística y su innegable pasión por comunicar. El apartado "Taller digital" muestra un ejemplo de cómo Meyer trabaja en la creación y recreación de sus imágenes. Un trabajo en el que, sin duda, está presente el aliento de la frase de Picasso: "El arte es una mentira que nos permite decir la verdad". El fotógrafo digital "El fotógrafo digital puede crear mucho más libremente, ya que puede hacer muchas cosas que antes no eran viables para el fotógrafo analógico. Básicamente con la fotografía digital no se sabe si una foto ha sido alterada o no. Hay fotógrafos que viven esto como una amenaza, pero yo creo que es una liberación. Por fin la fotografía se verá libre de la representación realista". Estilo y manipulación "Todas las fotografías nos hablan del estilo de su autor y por tanto de cómo éste manipula la realidad. Hay imágenes que históricamente se presentan como ejemplo de sencillez, pero que son el resultado de una lenta y ardua elaboración. Cartier Bresson no produce sus imágenes 'sencillas' de una manera 'sencilla', sino que son el resultado de una paciente espera para hacer coincidir el contenido con la geometría. Bill Brandt, con sus cielos y sus imágenes tan contrastadas, o Walker Evans, con su decidida búsqueda de lo sencillo y lo directo, también imponen un estilo, una manipulación". Fotografía para recordar "El título de mi primer CD-ROM "I Photograph to Remember" (Fotografío para recordar) no fue generado por el azar. Es también una actitud existencial. Cuando veo una fotografía, me ayuda a recordar. Y cuando creo una imagen o altero alguna parte de ella, en realidad estoy restituyendo elementos que tal vez le faltaban, que eran imposibles de captar en su momento o que ahora creo que merecen ser añadidos. Ahora, gracias a la fotografía digital, a las fotografías les puedo añadir mi propia memoria." Dudar de los ojos "En nuestra cultura desconfiamos de las palabras porque son palabras, pero nos creeemos las imágenes porque son imágenes. Esto es una tontería. La gente tiene que darse cuenta de que una imagen no es una representación de la realidad." La nueva credibilidad "En la era de la fotografía digital, la credibilidad ya no radicará en la fotografía misma, sino en el autor de la foto y en el medio de difusión." Fotógrafos de prensa "En la mayoría de los casos los fotógrafos de prensa no son artistas porque sus imágenes resultan muy simplificadas y genéricas. Si a un fotógrafo que trabaja así se le ofrece una paleta digital, lo más probable es que no la utilice, ya que en realidad no tiene mucho más que decir. El futuro de la fotografía digital pasa por las manos de quienes tengan necesidad de una expresión creativa." Zonezero (zonezero.com) "Siempre me interesó publicar una revista, pero no me atrevía porque junto al aspecto propiamente editorial había que plantearse la tarea de distribuir ejemplares, recibir el importe de las ventas, etcétera. Todo eso no me interesaba nada. Internet me ha permitido hacer realidad el viejo anhelo de la revista. Zonezero, además, me permite cumplir con otros dos objetivos: seguir vinculado a los últimos adelantos tecnológicos y contribuir a que la comunidad fotográfica, en particular mis colegas de América Latina, tengan acceso a una plataforma pública desde la que dar a conocer su obra." Coraje y nuevas tecnologías "Los fotógrafos siempre se han quejado de la dificultad de publicar su trabajo. Internet y los CD-ROM permiten publicar a bajo coste, siempre que se opte por hacer cosas sencillas. Yo animo a los jóvenes fotógrafos a utilizar las herramientas digitales porque permiten hacer cosas fantásticas por un coste muy razonable." Colonización cultural "Negar la evidencia de una invasión cultural a través de las nuevas tecnologías es absurdo, pero Internet significa un cambio fundamental, ya que al poder publicar todos fácilmente en la red, desaparecen el monopolio y el control tradicional que ha existido sobre la información. Si lo que ocurre al final de este proceso es que estamos colonizados, tal vez tendremos que pensar que eso es lo que queríamos que pasase, pero en realidad no tiene por qué ser así." Sin fronteras "Tengo en casa en México y en Los Angeles y desde donde me encuentre, estoy en contacto diario con los amigos por medio del correo electrónico. Internet está cambiando incluso nuestra percepción de la geografía. El libro "Verdades y Ficciones" fue diseñado a través de Internet entre una diseñadora que vive en Nueva York, y a la que sólo conocí personalmente el día que se presentó el libro en aquella ciudad, y yo. El CD-ROM también fue coordinado a través de Internet: yo estaba en Los Angeles y Vogager, la editorial, estaba en Nueva York." Interactividad "Gran parte de las cosas que se llaman interactivas no lo son. Con frecuencia se confunde la interactividad con dar al lector la posibilidad de elegir entre una serie de opciones predeterminadas: ir a la derecha o a la izquierda, etcétera. En cualquier caso, para mí, el mejor ejemplo de interactividad es cuando la gente me escribe cartas o me manda un correo electrónico para comentar mi trabajo". Taller digital (así se hizo "El señor de los cuentos") Explicar un truco de magia no necesariamente anula su interés. Así es, al menos, en el caso del trabajo de Pedro Meyer, que no tiene reparo en explicar cuál es el proceso de elaboración de algunas de sus imágenes. En el caso de la fotografía titulada "El señor de los cuentos", el origen son tres instantáneas tomadas independientemente: un telón teatral que está siendo instalado por una operaria en la parte trasera de un camión; un anciano sentado en una silla; y un feriante moviendo dos grandes monigotes. Manipuladas informáticamente, las tres imágenes fueron sacadas de su contexto original e integradas en una nueva y perfecta imagen total. "Muchas veces -explica Pedro Meyer- cuando estoy trabajando con el ordenador, me siento como un director teatral". Ante mí se encuentra el escenario, que es la pantalla, y yo voy colocando los actores y los elementos de la escenografía. Así es como me sentí al hacer esta imagen. Lo primero -añade- fue la imagen del telón, que me pareció muy aporpiada para el principio de un cuento. Después estaba ese hombre, una especie de abuelo contándole historias al mundo, sentado en su silla al lado de la carretera. Lo coloqué junto al telón para que nos contase una historia sobre los monigotes, a los que reduje de tamaño para integrarlos en el conjunto. Lo más difícil de todo fue colocar la sombra del abuelo en la parte correcta del telón. Tardé dos días en conseguirlo. La verdad es que he aprendido más sobre iluminación trabajando con el ordenador que con la cámara. Historical Photographs and Multimedia Storytelling (Disponible en su idioma original) by Charles Williams August, 2001 While Ken Burns strictly makes historical films, Pedro Meyer and Rick Smolan are using contemporary photographs in their multimedia projects. Pedro Meyer is one of Mexico's most respected photographers. In 1991, Voyager published Pedro Meyer's ground-breaking CD-ROM, "I Photograph to Remember." It is a narrative work combining 100 black-and-white photographs with a spoken narrative by Pedro Meyer. Meyer tells the story of his parents' struggle with cancer. Thomas Luehrsen produced the disc for Voyager. He recalls the recording session when Pedro showed him the photos. "I had a DAT recorder with me to use as a scratch recording, but it was so good that we used most of it in the final product...The product's virtue is its simplicity in content and in execution," Luehrsen said (Koman, 1993). I Photograph to Remember was a triumph in many ways. It firmly established CD-ROMs as a viable journalistic outlet. Production of the project required a minimal amount of resources. In addition, it ushered in the concept of "personal journalism." A certain arrogance exists among the journalistic community, similar to that of the historical academy. Journalists too often believe they are the only people qualified to report. In some ways, the average person is becoming a journalist. Not in the traditional sense, but the ability of the average person to disseminate information through outlets such as the World Wide Web or CD-ROMs is increasing daily. New family history and genealogy programs are hitting the market, often in creative forms. "Echo Lake" allows users to store family history books on the shelves of "cabins". Stories in the book can be enhanced with personalized music, narration and video clips. Also available are "Family Tree Maker," "Expert Personal Roots" and "Family Ties" (Trivette, 1995). Rick Smolan agrees. "My mother is turning 70 soon, and we kids are talking about taking all these pictures we have and putting them on disc and having the whole family narrate them. When the Oakland fire happened, I thought of all the families who lost their wedding pictures, their baby pictures...People will do this personal storytelling. And there will be stories that will be published that publishers would never touch," Smolan said (Koman, 1993). Why should we care about Meyer's parents, or Smolan's or mine? Their deaths have no impact on world events. Why should we care about a Czech family coming to America? First and foremost, these are good stories, and that's what journalism is all about. Second, larger issues are at stake, such as the plight of cancer victims or the struggles of immigrants. These types of stories may never see the light of day through traditional media outlets that are concerned with the financial bottom line. Meyer's project is intensely personal, much as Eugene Richards' and Dorothea Lynch's "Exploding into Life." Nothing is more personal than recording the death of a loved one. Pedro Meyer says the title "I Photograph to Remember" explains his motives. "As a photographer who has entered a lot of other people's lives through my camera, I felt that if I could not capture the images in my own world, I didn't have the right to do it in other people's worlds," Meyer said (Koman, 1993). The photography in Meyer's project is strong. Meyer's sense of caring is expressed repeatedly through photographs that focus on hands and arms. Fragile hands caressing torsos and hands with bulging veins reaffirm the sense of loss and desperation. His work could very well have been published in a newspaper or magazine. But it is the haunting narration that adds an extra dimension. We not only see the pain--we also hear it. Meyer has been a pioneer in the new field of digital storytelling. He believes CD-ROMs provide substantial benefits over other mediums. "Video doesn't have the quality in sound or image. You can't slow down, stop or go back. And the narrative quality would be lost in a book," Meyer said (Koman, 1993). Meyer's other major new media undertaking was "Truths and Fictions: A Journey from Documentary to Digital Photography." In 1987, Pedro Meyer traveled 25, 000 miles across the United States. He created 92 photo illustrations that were displayed at the Museum of Contemporary Photography in Chicago. Jonathan Green, the "Truths and Fictions" exhibition curator, states that Meyer is "perversely comfortable reprocessing discrete bits of photographic information into new photographic 'facts' in order to make his point...They[the photographs] draw their strength from their relationship to 'photographic reality',"... "Meyer's photographs usher in a new reality, a new world of digital rather than visual truth" (Green, 1994). Some would argue that Meyer's works are little more than concocted feature photos. They are art. They are illustrations, but they are not fact. They're no more poignant than photo illustrations of the past. The fact that they were done digitally simply makes them technically better. For all the digital manipulation hype, "Truths and Fictions" falls short of the much simpler "I Photograph to Remember." Excerpts from Rolling Stone magazine (Disponible en su idioma original)   "I Photograph to Remember is hard to imagine in any other medium. Meyer's minimalist narration heightens the relentless drama of his pictures and the tension of his story. ... A universal work   RELACIONADO CON ESTE PROYECTO    
Lunes, 28 Noviembre 2011
Autor:ZoneZero
  Galería     Revista Se podía escuchar una hoja caer Epílogo, 20 años después por Bob Stein Cuando Pedro Meyer presentó Fotografío para Recordar por primera vez en la Conferencia de Seybold Digital World en Beverly Hills en 1991, nuestra relación con las computadoras era muy diferente a la de ahora. Muchos de nosotros nos encontrábamos con las computadoras en el trabajo y en la sala de videojuegos; pero nadie paseaba con teléfonos inteligentes (smartphones), tabletas o netbooks mediando cada detalle de nuestra relación con el entorno. Las computadoras no distribuían películas, fotografías, o, inclusive, música, no eran agencias de matrimonios ni el mecanismo para estar en contacto con los nietos o enamorados que viven muy lejos. Algunos pensamientos de fondo por Pedro Meyer Una década después de la primera presentación de Fotografío para recordar, diseñado originalmente para ser visto en la pantalla de una computadora y por medio de un CD-ROM, [a propósito, este fue el primer CD-ROM con sonido e imágenes continuos producido en cualquier parte del mundo], con la tecnología actual podemos ahora llevarles a través de Internet lo que estaba inicialmente disponible sólo en CD-ROM. Examinaré aquí, desde el punto de vista del fotógrafo, algunas de las experiencias y de los pensamientos asociados con la elaboración de esta obra; y también discutiré algunos de los problemas inherentes al medio mismo, el CD-ROM, y cómo evolucionó.Me referiré a algunos de los temas que me fueron señalados por algunas de las personas que vieron FPR (Fotografío para recordar) a través de los años. Por ejemplo, muchas veces me han preguntado cómo pude fotografiar a mis padres del modo en que lo hice. Algunos han planteado el tema de la privacidad, de la intimidad, cuestionando hasta mi decisión de estar presente con una cámara en todas aquellas ocasiones.Todos aquellos que me lo preguntaban, probablemente nunca supieron que siempre había estado fotografiando a mi familia, de modo que la cámara se volvió entre nosotros un instrumento omnipresente, casi transparente a nuestros ojos. Había además, un alto grado de confianza y algo que sólo con el tiempo llegaría a apreciar plenamente, es decir, mis padres nunca intentaron controlar las imágenes. En muchos aspectos, era un testimonio a su franqueza, ya que nunca buscaban ocultar o esconder nada. Aun cuando mi madre hubiera deseado hacerlo, era muy abierta en cuanto al tema de “quererse ver bien para la foto”. El arte del relato: Fotografío para Recordar por Jonathan Green A fines de 1990 cuando Pedro y yo comenzamos el proyecto que se convertiría en Verdades Ficciones, Pedro regresó de Los Ángeles a México con la sensación de que, en sus propias palabras, “No terminaría de enfrentar apropiadamente la pérdida de mis padres hasta haber terminado de imprimir las fotos que había tomado”, durante los últimos años de sus vidas. Cuando regresó a Los Ángeles un mes después, mostró su trabajo a Bob Stein de la Voyager Company. Bob ya estaba interesado en producir el CD-ROM de  Verdades y Ficciones, pero cuando Pedro llevó sus fotos le pidió que dejara de lado totalmente el otro proyecto para dedicarse totalmente a la producción de Fotografío para Recordar, que saldría con un pequeño tiraje que distribuiría a manera de homenaje a sus padres. Desde luego, producir un tiraje pequeño en esa época estaba acorde con el hecho de que en todo el mundo no habría sino unos pocos miles de lectores de CD-ROM y de cualquier manra, casi todos se utilizaban para textos. Ensayos sobre Fotografío para recordar Varios Pedro Meyer tiene 61 años, nació en España, se ha criado en México y desde hace algunos años reparte su tiempo entre la capital mexicana y la ciudad norteamericana de Los Angeles, en la que en 1990 abrió un estudio. Su larga y sólida trayectoria como fotógrafo incluye más de un centenar de exposiciones, la presencia de sus obras en una veintena de museos de todo el mundo y, en los últimos años, una total entrega a la causa de la fotografía digital, tan temida por la fotografía oficial y que él contempla como la definitiva liberación del arte fotográfico de cualquier compromiso realista. "El tiempo de la fotografía testimonial ha terminado -explica-. Se desmorona una convención que no había sido analizada con rigor y que ocultaba que todas las fotografías son interpretativas. La fotografía digital es el fin del mito de la verdad fotográfica".     Podcast Ver Podcast: Fotografío para recordar por Pedro Meyer -Descargar versión para iPad (106.9 MB) -Descargar versión para iPod / iPhone (47 MB) 1. Sobre el botón "DESCARGAR" presiona el botón derecho del mouse (cmd+clic) y sin soltarlo aparecerá un menú con diversas opciones. 2. Selecciona la opción "Download Link to Disk/Desktop" o "Bajar a Disco Duro/Escritorio", y podrás seleccionar la locación donde deseas guardar el podcast. Si estás leyendo esta publicación en un dispositivo móvil, simplemente has clic en el enlace y el video comenzará a reproducirse en la ventana del navegador.  
Lunes, 28 Noviembre 2011
Autor:Fontcuberta, Joan
Jueves, 17 Noviembre 2011 | Leer más
Autor:Creutzmann, Sven
Martes, 15 Noviembre 2011 | Leer más
Autor:Montiel Klint, Fernando
Martes, 25 Octubre 2011 | Leer más
Autor:Pedro Meyer
  Estaba viendo un video en Youtube que presentaba imágenes del aclamado fotógrafo Henri Cartier-Bresson y que incluía un reportaje en directo hecho por el fotógrafo mismo.   En el video, él mencionó dos cosas que me parecieron de lo más interesante en el contexto del mundo de la fotografía digital de hoy.   Cartier-Bresson mencionó que él no se consideraba un fotógrafo periodístico, a lo que su colega en Magnum, Robert Capa, respondió, que no debería de admitir nunca que sus imágenes estuvieran siquiera cerca de ser surrealistas (el surrealismo era el argumento y la referencia que HCB decía era lo más cercano a su entendimiento de la fotografía) porque eso lo colocaría en un nicho, y cómo tal nunca obtendría ningún trabajo. En ese mismo video, Cartier declaró que estuvo de acuerdo con Capa, y después de eso, nunca más volvió a mencionar el tema. Por raro que parezca, con el paso del tiempo, HCB fue ampliamente aclamado en todo el mundo por haber sido un gran fotógrafo documentalista, algo en lo que probablemente la mayoría de los fotógrafos periodísticos estarían de acuerdo, excepto él mismo, pues él consideraba que el documentar nunca había sido su intención.   H.Cartier-Bresson también afirmaría que si la fotografía no era perfecta al momento de tomarla, ese efímero momento habría pasado y simplemente no tendríamos la imagen que tanto anhelábamos. Él diría que muchas veces la diferencia entre una gran imagen y una que no lo es tanto, sería solamente de milímetros.   Pero en el contexto actual de la fotografía, un entendimiento tan estricto de la noción del tiempo como parte del proceso de creación de una imagen, ha cambiado por completo con el potencial para modificar una imagen tanto antes de que el disparador se apriete como después de tomar la fotografía. Compensa el concepto tradicional del tiempo como un efímero momento del cual ya no hay vuelta atrás porque ya no es esa verdad inequívoca. Por supuesto, el elemento del tiempo todavía juega un papel importante en el proceso de hacer una imagen pero ya no puede verse como una verdad determinante.   Por supuesto, nosotros sabemos que cualquier imagen tiene el potencial para ser alterada, y mientras avanzamos en los años de la era digital, ya no es un asunto casi de naturaleza eclesiástica el que las fotografías no puedan alterarse. Por el contrario, poco a poco hemos ido entendiendo que, además de lo que siempre se ha hecho en el cuarto obscuro, ahora podemos abrir paso a todo tipo de cambios a través de los medios digitales. Lo que es importante y siempre lo ha sido, es la imagen final, no el proceso para obtener el resultado.   Te recomendamos que visites www.pedromeyer.com para conocer la totalidad del archivo del fotógrafo Pedro Meyer (+ de 300,000 imágenes) y un excelente ejemplo de cómo una imagen puede re-intrepretarse de muchas maneras.    
Martes, 27 Septiembre 2011
Autor:Zone Zero
  Nos da gusto invitarlos a la premier de la película "La Maleta Mexicana" de Trisha Ziff. Se presentará, por primera vez en Estados Unidos, dentro del marco del Festival de Cine Latino de Los Ángeles (LALIFF) este sábado 24 de Julio, en el Egyptian Theater. Si están cerca de esa área, no se pierdan la oportunidad de ver este intrigante documental sobre los negativos de la Guerra Civil Española que fueron recuperados recientemente en México. Pero si Los Ángeles les queda lejos este fin de semana, no se preocupen. Los invitamos a visitar la galería en línea, también por Trisha Ziff, en la que nos comparte la increíble historia de su participación en la recuperación de este cofre del tesoro que contiene material inédito de Robert Capa, David Seymour (alias Chim) y Gerda Taro, y el cual se pensaba perdido desde 1939. Asómense aquí para verlo. Finalmente, y para cerrar este número especial, los invitamos a descargar este PDF gratuito del investigador colombiano, Fernando Toledo, donde nos acerca a la enigmática figura de Gerda Taro. Conoce más sobre esta increíble mujer, que junto con Robert Capa, capturó algunas de las imágenes más emblemáticas de la Guerra Civil Española.   Nadia Baram       Galerías                  
Martes, 20 Septiembre 2011
Autor:Ehekatl
 
Jueves, 08 Septiembre 2011
Autor:Fabrizio Mejía Madrid
Cuando miembros de Al-Qaeda secuestraron aviones de pasajeros y decidieron usarlos como misiles contra las torres gemelas en Nueva York, probablemente no miraron a los ojos de quienes serían sus víctimas. De igual manera, es posible que cuando lo soldados ingleses y estadounidenses bombardearon Afganistán, todo lo que podían ver en sus pantallas, eran luces verdes y blancos de ataque.   Para los terroristas y los soldados, las víctimas no son hombres asustados o miserables. Tampoco son peligrosos, ni inferiores, ni siquiera infames, tampoco son gente a la que hubiera que reformar, encerrar, torturar o castigar. Ni siquiera son hombres a los que hubiera que aniquilar. Simplemente son no-hombres.   Las víctimas del mundo que siguió al 11 de septiembre son no-humanas, en tanto se les pensó como algo instrumental, ahistórico, utilizable por una razón que sobrevive a partir de una evasión muy simple: no mirarles a los ojos. Sus actos son una nostalgia de un mundo vertical cuyos destinos están determinados por algo "más allá" del presente, más allá de los vivos, más allá de toda elección. Y es que mirarse en los ojos del otro, atrapar al tercero en el reflejo de uno mismo, obliga a pensar.   Según Diderot es ver al ojo de víctima lo que lleva a "atormentarse con las personas de los demás y con la urgencia de aliviarlas". El semejante es pues, una creación de lo que vemos de nosotros mismos dentro de un extraño, un resultado de la imaginación, un tercero inventado que surge en un acto irrefutable de magia, de la ilusión de que nos une alguna semejanza. La ética seria por eso una forma mas póstuma de la magia.   Las extraordinarias fotografías de Ulises Castellanos, en ambas zonas de guerra en septiembre del 2001 están llenas de ojos de víctimas. Las semejanzas que logró captar entre la ciudad de los tapabocas y la de las burcas restituyen el carácter mágico a la contemplación del dolor ajeno. Nueva York o Afganistán no están para Ulises tan separadas como podría pensarse. Encontrar al tercero imaginado es una tarea de sus espectadores, de quienes recorran sus fotografías con el ojo de Diderot.   Nada podemos hacer en el nuevo mundo que nos impulso "el más allá" del 11 de septiembre. Nada, sino condolernos.   Fabrizio Mejía Madrid   Da click para ampliar Fotografías de Ulises Castellanos       ¿En dónde estabas tú el 11 de septiembre? Participa a través de twitter #septiembreroto o en comentarios de manera habitual
Miércoles, 07 Septiembre 2011
Autor:Mraz, John
Jueves, 01 Septiembre 2011 | Leer más

<< Inicio < Prev 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 Próximo > Fin >>Pág. 2 de 54

There are three major facts that should be watched out for in all payday loans in the United States. Since its introduction in the market buying Order Cialis can be exclusively in pharmacy chains with a prescription from a doctor. I agree that this is very inconvenient and takes a lot of time and effort.
Enviar a
|
Más